Sábado , 3 diciembre 2016 Impresion Pyme
  • La hora de la verdad para el videojuego español

     

    Después de años condenado al ostracismo,el sector del videojuego español ha recibido el reconocimiento que muchos llevan esperando desde hace demasiado tiempo: ser considerados una industria cultural.

    Las cifras de negocio que se manejan en el sector del videojuego internacional son apabullantes, y la aparición de nuevas plataformas”para toda la familia” ha contribuido a desmitificar un sector que ha sido estigmatizado en España durante mucho tiempo.

    Los videojuegos han pasado en pocos años de ser considerados como un subproducto destinado únicamente a prepúberes acnéicos a toda una industria del entretenimiento, capaz de satisfacer las expectativas de cualquier miembro de una familia clásica. Así, según se recoge en un reciente estudio elaborado por Harris Interactive, el 31 por ciento de los adultos prefiere jugar a medios on-line antes que ver la televisión, un 21 por ciento jugaría antes que ver una película y un 35 por ciento preferiría quedarse en casa jugando en lugar de ir la cine o al teatro”

    ¿Ha llegado la hora de la verdad para el videojuego en nuestro país? Depende de cómo se mire. Actualmente la producción de videojuegos en nuestro país es muy escasa si la comparamos con la media europea, e ínfima si nos remitimos a países punteros de la industria como Estados Unidos o Japón. Durante muchos años, casi se podría decir que en España no se producían videojuegos, y no por falta de talento. Sin embargo desde hace unos años, algunos pequeño estudios españoles han empezado a destacar en la escena internacional.

    Ahí está el ejemplo memorable de Pyro Studios, que con su juego “Commandos: Behind Enemy Lines” desarrollado hace más de diez años consiguieron que por primera vez, en muchos años, la escena internacional del videojuego centrase su vista en nuestro país. Quizás fue precisamente el éxito de Commandos el que animó a la creación de pequeños estudios independientes, muchos herederos de compañías como Dinamic Multimedia, que cosecharon cierto éxito a principios de los años 90.

     

     

    Fuerte demanda de videojuegos

    Si nos remitimos a las cifras, que el sector del videojuego español sólo puede mejorar, parece evidente. Sin ir más lejos, en el último Anuario de la Asociación Española de Distribuidores y Editores de Software de Entretenimiento (aDeSe), se nos informa de que el próximo año habrá más de 80 millones de adultos en todo el mundo que jueguen regularmente con su consola o el ordenador, lo que redundará, según sus propias conclusiones, en juegos más elaborados, en los que se prime el intelecto sobre la habilidad.

    A nivel global, el mercado de los videojuegos experimentó su mayor auge en 2007, cuando se registró un espectacular crecimiento del 42%, con unos ingresos que superararon los 30.000 millones de euros. Además, las cifras estimadas para 2009 tampoco se quedan cortas.  Según un informe publicado por la consultora y analista DFC Intelligence, la industria del videojuego registrará un crecimiento en torno al 40 por ciento Buena parte de este incremento es debido a la entrada en escena de las consolas de nueva generación en las que algunas como la Nintendo Wii o DS se promociona un contenido social. A

    En España, si hacemos caso a los datos que el ICEX publica en su página web,  existe una fuerte demanda de videojuegos lo que ha convertido a nuestro país en el cuarto mercado de Europa y el sexto del mundo con una facturación de más de 700 millones de euros al año y 3.000 personas empleadas.

    Y, aunque el número de empresas de desarrollo ha pasado de diez en 2005 a más de 100 en 2008, todavía queda mucho margen para el crecimiento del sector, ya que su producción sólo representa el cinco por ciento de las ventas totales en Europa. Sin duda, el ascenso imparable de esta industria  pone de manifiesto su potencial como creadora de empleo y de tejido empresarial.

     

     

    La industria española

    Como hemos afirmado en párrafos anteriores, la industria española es joven, pero tiene un gran potencial de crecimiento. Así se afirma en el “Libro blanco de los contenidos digitales en España 2008”, editado por el Ministerio de Industria, en el que se explica que salvo algunos proyectos “estrella”, la mayoría de lo que se desarrolla en nuestro país son “videojuegos sencillos, fáciles de aprender y económicos” normalmente destinados bien a teléfonos móviles, bien a consolas portátiles sin grandes exigencias gráficas como la Nintendo DS.

    Son empresas, que dado su tamaño y el presupuesto que manejan, no pueden competir con grandes estudios internacionales, capaces de destinar millones de dólares al desarrollo y promoción de unos productos que rivalizan y obtienen más beneficios que una superproducción de Hollywood. Sin embargo, como nos se nos vuelve a decir desde el ICEX, quizás nuestros estudios tengan que buscar su hueco en soportes menos tradicionales, realizar trabajos por encargo de otras empresas más grandes o desarrollar secuelas de videojuegos que ya estén en el mercado”

    Puede que con el reciente reconocimiento del sector como industria cultural, las cosas empiecen a cambiar a mejor. Sin ir más lejos, durante la presentación de la última edición de la feria internacional del ocio interactivo Gamelab 2009 que tiene lugar en Gijón del 1 al 3 de julio la administración española da el pistoletazo de salida a la ayuda que ha prometido prestar al sector.

    En este sentido, y como señaló en su día el portavoz socialista de Cultura, Rafael Simancas, lo que se pretende desde la Administración es “reconocer al videojuego como un ámbito fundamental de la creación y la industria cultural de España y facilitar a los empresarios de este sector todas las ayudas factibles para la promoción de su actividad” entre las que destacan la necesaria “financiación y la internacionalización de sus iniciativas”.

     

    También te gustará

    paypal_business

    PayPal mejora en la pequeña empresa con PayPal Business

    PayPal quiere mejorar su forma de trabajar con las pequeñas empresas. Para conseguirlo, acaba de …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Cada mañana te llegará un mensaje con un resumen con los nuevos artículos publicados. Sin publicidad.

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.