Sábado , 1 octubre 2016 Impresion Pyme
  • Responsabilidad social corporativa en las pymes

       

    Muchas empresas están adoptando medidas empresariales dirigidas a demostrar que son solidarias y sostenibles, es decir, lo que se define como responsabilidad social corporativa. Todo ello sin perder de vista su principal objetivo: asegurar la rentabilidad del negocio y retribuir a los accionistas. 

    Dos motivos impulsan a las empresas para adoptar estas estrategias: evitar riesgos o aprovechar oportunidades. Ahora, el gran reto es integrar estas acciones entre las pequeñas y medianas empresas.

    El 95% del tejido empresarial español aproximadamente está conformado por pymes. Teniendo en cuenta esta realidad, la responsabilidad social corporativa impuesta en la mayoría de las grandes corporaciones es todavía una tarea pendiente para las empresas mayoritarias en el territorio español.

    Existen numerosos manuales y recomendaciones para llegar a ser una empresa responsable socialmente que en la mayoría de los casos empiezan por un análisis y diágnostico de la situación actual tanto externa como interna de la compañía. Después, la planificación de una estrategia sostenible y responsable para integrarla en la empresas es el gran objetivo.

    Desde MuyPymes y partiendo de algunas recomendaciones dadas por Expansión, ofrecemos algunas pistas para que tu negocio se convierta en una empresa socialmente responsable.

    Presencia en organizaciones y foros: hacer ver al mundo que somos solidarios y responsables es importante para que nuestros clientes, proveedores y otras compañías con las que hacer negocios vean nuestra estrategia. Acudir a foros, conferencias, congresos y unirse a otras corporaciones son algunas ideas.

    Diálogo con los grupos de interés: es interesante saber cuáles serán los actores que se verán afectados por la estrategia sostenible y cuál será la relación que tendrán con las medidas que se tomen.

     

    Memoria de sostenibilidad: realizar un informe anual sobre todas las acciones llevadas a cabo en materia de responsabilidad social ayuda que sea más sencillo mostrar toda nuestra actividad a los diferentes agentes del tejido empresarial.

    Tocar a todos: que todos los actores de una compañía se sientan identificados con la estrategia sostenible es una interesante para que todos puedan sentir esas medidas como suyas propias y transmitirlas al exterior.

    Código ético y de conducta: tener una serie de iniciativas a seguir por la empresa que regulen éticamente tanto la labor interna como externa de la empresa da lugar a una mejor imagen de la compañía.

    – Objetivos: toda estrategia tiene que tener unos objetivos claros y concisos. Por ello, al elaborar un plan de actuación sostenible debemos tener claro a dónde queremos llegar, mediante qué medios y en qué plazo. Siendo realistas y viendo las posibilidades de nuestra empresas, seremos capaces de saber si hemos fracasado o hemos tenido éxito.

    También te gustará

    mejores-aplicaciones-comprar-vender-productos-segunda-mano-2

    Cómo aprender a ser un buen emprendedor de “segunda mano”

    Internet ha revolucionado la compraventa de segunda mano. Actualmente existen muchas plataformas online que han …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Cada mañana te llegará un mensaje con un resumen con los nuevos artículos publicados. Sin publicidad.

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.