Domingo , 4 diciembre 2016 Impresion Pyme
  • Analizamos Kaspersky Internet Security 2010

    El cibercrimen es cada vez un problema más grave para las empresas. El aumento del número de máquinas conectadas unido a la cantidad de transacciones económicas que se realizan en la Red motiva a los criminales a desarrollar sistemas cada vez más sofisticados.

    Analizamos Kaspersky Internet Security 2010, una propuesta innovadora especialmente diseñada para disfrutar de todo lo que Internet nos proporciona con total seguridad. Una excelente opción para cualquier pyme.

    La nueva revisión de la suite de seguridad de Kaspersky viene repleta de novedades y es más fácil de usar que nunca. El programa funciona con el sistemas operativos Windows y podemos automatizar su instalación (ideal para usuarios noveles) o personalizar qué elementos se instalarán; si queremos protección parental, el teclado virtual, la protección proactiva, etc. También nos ofrecerá la posibilidad de deshabilitar nuestro firewall por defecto de forma automática y establecer el nivel de control que queremos mantener sobre el funcionamiento de la aplicación.

     

    La instalación personalizada permite adaptar el producto a nuestras necesidades reales.

     

    El proceso de instalación no plantea dificultades y dura entre cinco y diez minutos. El software funciona siempre en segundo plano y mantiene un icono en la barra de inicio desde el que podemos acceder a las funciones más importantes o lanzar la aplicación con un doble clic.

     

     

    Kaspersky Internet Security 2010 ofrece un conjunto de soluciones de seguridad que garantizan protección frente a amenazas como spyware, troyanos, phishing, etc. gracias a un sistema de actualizaciones automático y a su comportamiento inteligente y no intrusivo. Kaspersky Lab ha optimizado su conocido motor de análisis y ahora es capaz de detectar hasta el triple de amenazas, manteniendo un consumo de recursos del sistema razonable.

    El sistema de detección urgente (UDS) permite enviar información sobre nuevas amenazas a los ordenadores locales antes del lanzamiento de firmas digitales o actualizaciones de la base de datos de antivirus. El UDS hace uso de los datos anónimos de más de 10 millones de clientes, aprovechando su base de consumidores para mejorar la seguridad constantemente (por supuesto los datos se envían cifrados y el anonimato está garantizado).

     

     La interfaz se ha mejorado y rediseñado ligeramente. La información se divide en pestañas y todas las opciones de configuración están reunidas en el mismo menú. Una barra superior de diseño futurista se ilumina en rojo o amarillo si existe algún problema o hay alguna tarea que requiere la intervención del usuario (actualizaciones, un software sospechoso, etc). Con sólo hacer clic en el botón “Reparar ahora” iremos a la opción necesaria para solucionar el problema, si necesidad de navegar por interminables menús y haciendo posible que hasta un usuario sin conocimientos consiga resolver con éxito posibles problemas de seguridad y mantener su PC protegido.

     


    También resultan interesantes la posibilidad de obtener de informes personalizados sobre el estado del sistema que nos proporcionan información detallada sobre qué ataques ha recibido el PC, cómo se han solucionado, qué aplicaciones pueden causar problemas, cuáles son las partes más vunerables, etc., útiles tanto para consulta personal como para enviar a soporte en caso de dificultades.

     

    Desde este menú podemos saber que servicios tenemos activados de manera sencilla.

     

     

    Las novedades de Kaspersky Internet Security 2010

    Aunque gran parte del código ha sido revisado a fondo (la mayoría de características que vimos en la versión 2009 han sido mejoradas) y el software está más optimizado que la versión del año pasado nos parece importante destacar las cuatro grandes novedades de esta edición 2010.

    Entorno seguro para la ejecución de aplicaciones

    Haciendo uso de un sistema de virtualización, Kaspersky Internet Security 2010 ofrece la posibilidad de ejecutar aplicaciones en un entorno protegido (sandbox) en tiempo real. La aplicación funcionará como si la hubieramos instalado en el sistema de forma nativa pero será vigilada de cerca por el software y no podrá realizar modificaciones sobre otros programas ni en servicios críticos del ordenador.

    Las aplicaciones que se ejecutan en modo seguro aparecen rodeadas de un marco de color verde. Si tras un tiempo de uso no detectamos complicación alguna podemos comenzar a utilizarlas como cualquier otra de nuestro sistema, con todas las garantías y la seguridad de que no nos causará problemas.

     

     

     

    Firmas digitales de comportamiento (BBS)

    Las nuevas versiones de productos Kaspersky Labs incluyen la tecnología Behavior Stream Signatura (BBS), un subsistema de PDM2 que permite detectar nuevos malware antes de que las firmas se añadan a la base de datos de antivirus.

    Gracias al estudio de patrones de comportamiento el software es capaz de determinar el grado de peligrosidad de una amenaza. Las firmas BBS se actualizan por Internet, permitiendo una adaptacion rápida gracias al análisis en tiempo real.

    Emulador de scripts

    La presencia de scripts maliciosos en páginas web se ha multiplicado en los últimos años convirtiéndose en una peligrosa amenaza. Kaspersky Internet Security 2010 dispone de un componente especializado en detectar scripts maliciosos antes de que se ejecuten en el navegador, protegiendo al usuario mientras utilizar Internet.

    El sistema funciona de forma no intrusiva y sin ralentizar la navegación web. Es capaz de detectar scripts maliciosos con código JavaScript o VBScrips (los más populares).

    Barra de herramientas

    Kaspersky Internet Security 2010 incluye una barra de herramientas que podemos utilizar con Internet Explorer o Mozilla Firefox. Este añadido incorpora dos botones, uno para activar el teclado virtual y otro para activar el filtrado de URL que avisa cuando la página es sospechosa de ser peligrosa y/o contener código malicioso contrastándola con su base de datos.

     

     

    El teclado virtual permite introducir contraseñas con más seguridad.

     

     

    Rendimiento y usabilidad

    La solución de Kaspersky funciona con rápidez y puede permanecer en segundo plano sin ralentizar el sistema. Podemos configurar la aplicación en varios niveles, desde un control total por parte del usuario (interesante siempre que tengamos los conocimientos suficientes) en cada decisión hasta dejar toda la seguridad en manos del software.

    El modo análisis rápido permite realizar un examen de nuestra seguridad en poco tiempo y resulta muy útil para comprobar los archivos descargados o los que traemos en un pendrive, por poner algunos ejemplos. El análisis exhaustivo sí consume recursos (sobre todo memoria y CPU) y es más lento por lo que es recomendable programarlo para cuando no necesitemos usar el PC. De igual forma el modo seguro require de una máquina potente, sobre todo si ejecutamos aplicaciones exigentes en virtualización.

    Kaspersky Internet Security 2010 no es especialmente intrusivo (especialmente si activamos los automatismos), e incluye varios modos para no tener problemas con determinadas aplicaciones, como los videojuegos o el software P2P. Si necesitamos ayuda encontraremos un enlace en la parte inferior de la ventana desde el que podemos consultar directamente a Kaspersky Lab, buscar en la ayuda on-line o revisar los foros de usuarios. También tenemos un email y un teléfono de consulta para resolver posibles problemas.

    También te gustará

    comunicaciones_unificadas_estudio

    Participa en nuestro estudio “El futuro de las comunicaciones unificadas”

    Las comunicaciones unificadas se han convertido en toda una revolución para muchas empresas. Simplificar la …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Cada mañana te llegará un mensaje con un resumen con los nuevos artículos publicados. Sin publicidad.

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.