Lunes , 5 diciembre 2016 Impresion Pyme
  • Creatividad: explora más allá de tus límites

    ¿Quieres tener más ideas, mejorar tu carrera profesional y ser más creativo? Desearlo es un buen primer paso, pero ser creativo implica entre otras cosas, trabajar por la creatividad, ser disciplinado y ser consciente de que no es un camino fácil, pero que se puede conseguir.

    En este artículo te proponemos algunas recetas que te ayudarán a despertar tu creatividad. Recetas muy sencillas y efectivas pero que no nos engañemos requieren que pongas mucho de tu parte. ¿Te atreves a dar el salto?

    Atrévete a ser ridículo

    No basta con tener ideas que pueden parecernos disparatadas o incluso ridículas. A veces hay que tener el valor suficiente como para hacerlas nuestras y darles una oportunidad real de transformarse en algo concreto. 

    Pensad bien en ello: las ideas de negocio más originales suelen surgir como respuesta a una pregunta, que normalmente bordea “peligrosamente” las fronteras de lo que comúnmente es aceptado como seguro o sensato. Una pregunta por otro lado que en muchas ocasiones suena completamente disparatada pero que cuando nos ponemos a pensar seriamente en su posible respuesta, encontramos que hay algo sobre lo que realmente podemos trabajar

    Las ideas más revolucionarias suelen nacer en muchas ocasiones de respuestas a las preguntas más absurdas. Nunca deseches por lo tanto una idea que parece “fuera de lugar” porque a lo mejor ése es precisamente su lugar.

     

     

    Visualizar el éxito

    ¿Qué es lo que nos preocupa? ¿De qué manera podemos progresar? Pasamos horas pensando en cómo progresar en nuestra carrera, posicionar nuestras ideas, impulsar nuestra “causa”, asentar nuestro estatus y posición en la empresa, etc.

    Progresar en estos ámbitos es complicado, requiere tiempo (del que normalmente no disponemos) y esfuerzo. Sin embargo hay una forma de avanzar, de resultar más creativo, de progresar: estar preparados para serlo. Prepárate para el éxito antes de conseguirlo, visualiza tu proyecto antes de iniciarlo, imagínate a ti mismo consiguiendo las cosas. Esta actitud refuerza nuestro compromiso hacia el progreso y nos ayuda a ser más creativos.

    Además, fomenta un espíritu emprendedor, con iniciativas propias que mercen la pena ser seguidas. Si somos capaces de visualziar el éxito, tendremos menos dificultades para dar los pasos que nos separan del mismo.

    La disciplina es la clave

    Todos tenemos días en los que nos sentimos especialmente inspirados, días en los que parece que las ideas surgen de todos los lados y en los que la creatividad literalmente nos desborda. Desafortunadamente la mayoría de nuestros días no son así, y la mayoría de los mismos, las ideas no vuelven a venir a nosotros como por arte de magia. 

    Sin embargo sí que podemos poner algo de nuestra parte para tener más ideas: crear un espacio adecuado. Un espacio en el que nos encontremos realmente agusto, que cuente con las condiciones de iluminación adecuadas, y en el que tengamos acceso a fuentes de creatividad como libros, revistas, música… Un lugar (puede ser en nuestra propia casa) en el que nos obliguemos a pasar almenos una hora al día, pero no pensando en nuevas ideas, sino dejando que lleguen a nosotros como consecuencia de nuestra actividad creativa. 

    En este punto conviene recordar un viejo dicho del mundo de la publicidad: “la inspiración es para amateurs, la disciplina para el profesional”.

     

     

    Piensa en grande

    Cuando pensamos en productos/ servicios pequeños, en el 90% de las ocasiones lo que obtenemos son productos/servicios pequeños que no tienen ninguna posibilidad de convertirse en algo mayor. En cambio si lo que visualizamos son grandes productos, o grandes servicios, probablemente acabemos creando pequeños productos o pequeños servicios pero en su interior en encontrará la clave para crecer y evolucionar hasta nuestra idea original.

    Los bancos, nuestra competencia, nuestros proveedores y clientes… todos están dispuestos a ponernos frenos y cortapisas así que… ¿realmente también queremos ser nosotros los que nos pongamos obstáculos a nosotros mismos? Pensar “a lo grande” se relaciona íntimamente con “visualizar el éxito”. Necesitamos una gran idea, para que pueda cristalizar en pequeños productos o servicios que tengan un gran éxito.

    Aprende a ser más productivo

    La productividad es la madre de la creatividad. No sólo porque al ser más productivos disponemos de mucho más tiempo para ser creativos, sino porque el mismo concepto de ser productivo implica la capacidad de desarrollar una mente más creativa.

    Aprender a ser más productivos no significa aprender únicamente GTD (esto sólo es una parte de la productividad) sino que representa un cambio de actitud, una forma nueva de enfrentar no sólo nuestro trabajo sino el conjunto de nuestra vida diaria.

    En MuyPymes hemos escrito muchos artículos en los que tratamos de desvelar algunas de las claves de la productividad, pero son sólo la punta de lanza de todo un mundo que puedes descubrir. Lee libros, blogs, publiaciones… poco a poco serás más productivo, y como consecuencia, más creativo.

     

    También te gustará

    clientes-insatisfechos

    ¿Qué lleva a tus clientes a serte ‘infiel’?

    Más complicado que atraer nuevos usuarios es conseguir fidelidad a aquellos que ya han confiado …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Cada mañana te llegará un mensaje con un resumen con los nuevos artículos publicados. Sin publicidad.

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.