Sábado , 10 diciembre 2016 Impresion Pyme
  • Aprende a hacer el vago como un profesional

    En MuyPymes siempre hablamos de cómo ser más productivos, o cómo podemos emplear mejor nuestro tiempo. Pero la llegada del verano nos ha hecho plantearnos la siguiente reflexión: ¿Qué pasa si no queremos ser productivos? ¿Qué ocurre si sólo queremos procrastinar?

    Como siempre, la tecnología viene a nuestro encuentro, y desarrolladores de todo el mundo ponen a nuestra disposición una gran cantidad de aplicaciones gratuitas para poder hacer el vago en la oficina sin que se note. ¿Quieres probarlas? 

    Todos tenemos esos momentos en los que lo último que nos apetece es ser productivos. Necesitamos ver ese vídeo de Youtube, controlar las últimas noticias enviadas a Meneame.net o revisar nuestras redes sociales favoritas. La procrastinación,  lejos de ser un problema para las empresas, debería de ser una política activia del departamento de recursos humanos, permitiendo a sus empleados “esparcirse” de vez en cuando. 

    Como de momento, nada indica que esto vaya a suceder en un futuro próximo, en MuyPymes nos vemos en la obligación moral de mostraros las herramientas que necesitáis para que “hacer el vago” en el trabajo no sea un problema.

    Esconder los programas rápidamente

    Seguramente muchos de los que ahora están jugando con el “Buscaminas” o el “Solitario” de Windows sienten un sudor frío cuando, al escuchar los pasos de su jefe que se aproxima peligrosamente a su puesto de trabajo, no son capaces de acertar con el ratón para ocultar todas esas “ventanas incómodas” que indican que están haciendo de todo menos trabajar.

    Algunas aplicaciones multipropósito como QuickSilver, disponen de su propia combinación de teclas (Alt + Tab) que minimizan todas las ventanas activas. No obstante, si tenéis dificultades para memorizar combinaciones de teclas, siempre podéis darle una oportunidad a Outtasight, una ligera aplicación para Windows cuyo objetivo no es otro que el de ocultar todas esas ventanas que no deberían ser vistas en determinadas ocasiones.

    Escondida en el “Área de Notificaciones”, basta que pulsemos en una tecla predefinida anteriormente para que parezca que “todo marcha estupendendamente” , y que nuestro rendimiento es “máximo”. Otras aplicaciones que podemos probar son Mr.Hyde y Hocus Pocus.

    En caso de que en vez de programas, sean páginas web las que no deberíamos estar visitando, existen un par de complementos para Firefox en el que podemos definir qué direcciones de Internet queremos ocultar de un plumazo: hideBad y Panic.

    Saltarse el Firewall de la empresa

    Una de las prácticas más aborrecidas por los trabajadores de todo el mundo es que su empresa limite las páginas a las que puede acceder en Internet. Aunque entendemos que muchas empresas censuren la entrada a páginas de contenido pornográfico o violento, no entendemos la política de muchas otras que llegan a restringir por completo el acceso a Internet, “capando” todas las webs que no estén relacionadas directamente con su trabajo. Todos tenemos derecho a cinco minutos de diversión ¿o no?

    Para estos casos existe una solución: conectarnos a Internet a través de un Proxy que garantice una navegación que no deje rastro. En la Red existen decenas de aplicaciones y servicios on-line que nos ofrecen conectarnos a este tipo de proxys. Hidemyass, uno de lo más populares, nos ofrece una conexión anónima cambiando la forma en la que nos conectamos a Internet.

    Eso sí, os tenemos que avisar que este tipo de prácticas tienen cierto riesgo, especialmente si no tenemos algunas nociones muy básicas sobre redes. Podría pasar que tras conectarnos a un proxy, de repente no supiésemos volver a conectarnos a Internet a través de la Red de nuestra empresa, con las consecuencias que todos nos podemos imaginar.

    Para lo más temerosos, una alternativa es utilizar la caché de Google. Hacemos una búsqueda en el popular buscador, y cuando obtengamos los resultados, en vez de pulsar sobre el primer enlace, pulsaremos sobre “Consultar la copia almacenada en Caché”. La versión que obtendremos no será tan bonita como la original pero… algo es algo ¿no?

     


    Navega en Internet desde Microsoft Office

    Llevas horas trabajando en una presentación o en un documento de texto, te apetece navegar en Internet unos minutos pero no puedes hacerlo porque tus compañeros o tus jefes están viendo la mayor parte de tu monitor, por lo que pueden ver lo que estás haciendo. ¿Qué hacer?

    La mejor solución que se nos ocurre es que utilices Vanishd, una aplicación que enmascara tu navegación en la Red tras cualquier otra aplicación. Lo que nos permite es abrir pequeñas ventanas sobre cualquier documento o aplicación, de modo que podemos echar un vistazo a lo que se “cuece” en nuestra página web favorita sin tener que abandonar la edición de ese texto tan pesado.

    Twittea desde tu hoja de cálculo

    Si eres un fan de Twitter, probablemente ya lo estés echando de menos. No parece probable que en el trabajo te dejen actualizar constantemente tu estado, y por otro lado las aplicaciones con las que gestionas tu Streamline suelen ser tan cantosas que llamarían la atención del más despistado. Afortunadamente, existen un par de aplicaciones que te pueden ayudar a pasar inadvertido.

    SpreadTweet es una aplicación que transforma tu cuenta de Twitter en una completa hoja de cálculo, de modo que a menos que nos fijemos detenidamente en los menús, no parecería que estamos twitteando. La aplicación puede tomar las semejanzas de Office OS X, Office 2003 y Office 2007.

    Por otro lado, también merece la pena mencionar a TweetSwitch, un servicio on-line que nos permite twittear y recibir tweets desde nuestro gestor de correo electrónico.

    Vídeos on-line en segundo plano

    Es curioso cómo los desarrolladores se empeñan en ofrecernos todo tipo de “perlas para la procrastinación” que se ocultan tras las aplicaciones más aburridas del mundo: las hojas de cálculo. 

    Es el caso de Double Vision Lite, una aplicación gratuita que nos permite ver vídeos de Youtube mientras utilizamos cualquier otra aplicación. Para conseguirlo utiliza un sistema de transparencias que nos permite visualizar el vídeo en un segundo plano, situándolo sobre nuestra aplicación principal. ¿No es simplemente genial?

    Blogging desde Microsoft Word

    Nadie en sus sano juicio podría pensar que Microsoft Word es una herramienta con la que podemos gestionar nuestro blog personal. Y sin embargo, es más que posible. De hecho, en Microsoft Word 2007 existen plantillas especialmente pensadas para publicar un post, que nos evitan lidiar con todo el “código basura” que suelen generar este tipo de programas cuando queremos trasladar un contenido a la Red.

    A la hora de subir el contenido a la Red, dependiendo de la plataforma que utilicemos deberemos realizar alguna configuración que otra, aunque tal y como nos comentan los chicos de Makeuseof, no es muy complicado integrar Word con WordPress. En este tutorial nos muestran cómo hacerlo

     

    También te gustará

    clientes-insatisfechos

    ¿Qué lleva a tus clientes a serte ‘infiel’?

    Más complicado que atraer nuevos usuarios es conseguir fidelidad a aquellos que ya han confiado …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Cada mañana te llegará un mensaje con un resumen con los nuevos artículos publicados. Sin publicidad.

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.