Martes , 6 diciembre 2016 Impresion Pyme
  • 21 trucos para dejar de procrastinar

    doit

     

    Como hemos visto en otros artículos de MuyPymes, la procrastinación es uno de los mayores enemigos del trabajador actual, especialmente cuando se trata de un profesional que tiene que encarar sus propios proyectos. De la misma forma, el teletrabajo que tantos beneficios ofrece a la hora de conciliar nuestra vida personal y profesional, también puede convertirse en un auténtico trampolín para nuestra tendencia a procrastinar.

    ¿Cómo dejar de hacerlo? ¿Cómo dejar de fantasear y empezar a trabajar directamente en nuestros proyectos? Y lo más importante…¿Cómo adquirir la actitud adecuada para que la procrastinación deje de ser un problema? En MuyPymes, basándonos en nuestra experiencia personal y en algunos consejos que apuntan en Productive Magazine, os recomendamos lo siguiente:

    Empieza ya

    Deja de pensar en lo que tienes que hacer. Deja de esperar a que llegue el momento adecuado para empezar. Simplemente, házlo. Muchas veces tienes que simplemente ponerte a trabajar, incluso cuando pienses que no es el mejor momento.

    Sin distracciones

    Cierra tu cliente de correo electrónico, desactiva todas las notificaciones de las redes sociales en las que participas, pon tu smartphone en silencio. Evita todo lo que te puede distraer.

    Periodos cortos de trabajo

    No es necesario ser fanáticos de la “Técnica Pomodoro”, pero si resulta útil determinar espacios de tiempo (20-30-45 minutos) en lo que todo vamos hacer es trabajar. Puede que cuando salte la alarma queramos seguir trabajando y puede que necesitemos tomarnos un pequeño descanso, pero es importante respetar estos periodos de tiempo.

    Ejercicio

    Si quieres dejar atrás esa sensación familiar de no querer hacer nada… no hay nada mejor que lanzarse de cabeza al gimnasio para que nuestra sangre vuelva a circular con energía y estemos listos para pasar a la acción.

    Lee más

    Y no, no estamos hablando de “50 sombras de Grey”. Mejora tu formación leyendo libros sobre el proyecto o la disciplina a la que te dedicas. Obtendrás nuevas ideas, o distintos ángulos desde los que encarar tu trabajo.

    Tu última victoria

    A veces procrastinamos porque nos falta confianza, dudamos de nuestra capacidad para llevar a buen puerto un proyecto. Si este es tu caso, revisa los proyectos que sí han salido bien, cómo fuiste capaz de encarar y superar las dificultades.

    Pasea

    Estar sentado frente al ordenador puede no ser lo mejor para tu creatividad. Si te atascas, puede que un breve paseo (aunque sea dar una vuelta a la manzana) te ayude a encontrar esa inspiración que te falta.

    Una ducha

    Hay días en los que al llegar a casa descubrimos que todavía hay cosas por terminar, proyectos a los que dar el último toque. La sensación de “mejor lo hago otro día” es inevitable. Sin embargo, una ducha rápida puede obrar milagros.

    Compártelo con alguien

    Cuando compartimos nuestro proyecto o nuestra tarea con otras personas, estamos asumiendo una carga moral. De alguna forma  no sólo tenemos que cumplir con nuestro proyecto por nosotros mismos, sino que sentimos que tenemos que cumplir con esas personas a las que se lo hemos contado.

    Fechas de entrega

    Una tarea que no tiene una fecha de entrega clara, puede mantenerse en el tiempo de una forma casi indefinida. Incluso si no es necesario, fijar nuestras propias fechas de entrega (con nosotros mismos) es un poderoso recordatorio de lo que tenemos que hacer y cuándo tenemos que terminar.

    Divide y vencerás

    Si procrastinas porque la tarea a la que te enfrentas es muy compleja, ¿Por qué no hacerla más pequeña? Divide tu proyecto en todas las tareas que sean necesarias, para poder abordar cada una de ellas de forma individual. Cuando quieras darte cuenta, habrás terminado.

    La siesta

    El gran aporte español al mundo de la productividad se llama siesta. Lejos de ser contraproducente, si estamos cansado nada mejor que descasar durante 20 minutos para despertar con las pilas cargadas.

    ¡Ayuda!

    ¿Por qué nos resistimos a pedir ayuda cuando lo necesitamos? Si desde el primer momento sabemos que nosotros solos no vamos a poder llevar a cabo nuestro proyecto, no hay nada de malo ni de humillante en pedir ayuda. Siempre será mejor que no poder cumplir con nuestros plazos.

    Apaga la televisión

    Si trabajamos en casa, pocas cosas son menos productivas que tener la televisión encendida o decirnos a nosotros mismos: una partida más y me pongo a trabajar. Desenchufa completamente la televisión y guarda el mando a distancia. Nos dará más pereza el tener que enchufar de nuevo nuestro electrodoméstico que el ponernos a trabajar.

    Música, maestro

    En cambio, la música puede ser un gran agente motivador que podemos sincronizar con nuestro estado de ánimo.

    Cafeína

    Aunque en condiciones normales no solemos recomendar la cafeína y otras bebidas energéticas, lo cierto en que en momentos que tenemos poca energía y realmente necesitamos terminar una tarea, este tipo de bebidas nos pueden ayudar. Eso sí, el té es mucho más sano y produce un efecto similar.

    Las consecuencias de no hacerlo

    Otra fuerte motivación para terminar nuestra tarea, es examinar las consecuencias que tendría el no terminarla. ¿Qué ocurriría si dejamos ese trabajo a medias?

    Madrugar

    La mayor parte de la energía creativa la gastamos durante las primeras horas del día. Aprender a madrugar y acometer las tareas más complicadas durante las primeras horas de trabajo nos asegura una mayor productividad.

    Pequeñas recompensas

    Si has conseguido llevar a cabo ese proyecto tan importante, ¿Por qué no concederte un pequeño premio? No tiene por qué ser algo material y si lo es, no tiene que ser caro. Un pequeño placer cotidiano por el trabajo bien hecho.

    Pasión

    En última instancia, resulta mucho más fácil cumplir con nuestro proyecto si es algo que amamos, que queremos que salga adelante, que sentimos como nuestro.

    También te gustará

    holiday-gifts

    Diez regalos tecnológicos con los que conquistar a un emprendedor

    Para bien o para mal las navidades ya están aquí. Y tanto si nos hace …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Cada mañana te llegará un mensaje con un resumen con los nuevos artículos publicados. Sin publicidad.

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.