Lunes , 5 diciembre 2016 Impresion Pyme
  • ¿Buscas prosperar en tu negocio? Cultiva la positividad

    Businessman Holding Graph

    Como emprendedor que eres, es esencial que, a pesar de los malos tiempos que vivimos o la carga de trabajo que puedas tener, mantener siempre costante una actitud positiva. Aceptar los retos y los fracasos es muy importante para el éxito de tu negocio. “La gente tiende a tener una base cognitiva hacia sus fracasos y hacia lo negativo”, afirma Matthew Della Porta, psicólogo y consultor empresarial. Nuestros cerebros suelen buscar la información negativa y a almacenarla más rápido en la memoria.

    Por su parte, Barbara Fredrickson, psicóloga del comportamiento, realizó una investigación sobre la positividad, que le llevó a desarrollar un concepto llamado “relaciones de positividad”, que comparan la cantidad de veces que una persona es positiva o negativa dentro de un plazo determinado. En su libro sobre el tema, ella afirma que estas relaciones pueden pronosticar con precisión si vas a prosperar o no en la vida.

    Lo cierto, es que cuando incrementamos conscientemente nuestro enfoque en lo positivo, empezamos a equilibrarnos. Pero, ¿cómo conseguirlo?, ¿cómo podemos cultivarla positividad aún cuando lo estamos viendo todo negro?

    1. Sé agradecido.

    Para aumentar tu tasa de positividad, trata de ser lo más gradecido posible con tus amigos, familiares y, por supuesto, tus clientes.  Haz el ejercicio de tomarte cada día unos 15 minutos para agradecer dentro de ti todo lo bueno que tienes en la vida. Cosas básicas como el agua potable o poder comer todos los días es algo a lo que muchas personas no pueden acceder diariamente. No nos fijamos en ello porque no las echamos en falta, pero es toda una suerte para nosotros poder contar con ellas, sólo por eso has de dar las gracias.

    2. Visualiza la positividad.

    Así como el agradecimiento puede estimular la positividad, la visualización mental puede ser un motor poderoso. Visualizáte siendo positivo o haciendo las cosas que te hacen feliz, ya que tienden a convertirse en profecías autocumplidas en el mundo físico. Comenzar el día con una sonrisa puede hacer mucho, por ejemplo.

    El problema es que esta idea funciona en ambos sentidos. Con los obstáculos, la gente tiene una tendencia a preocuparse. Es natural, por supuesto, pero también lleva a la visualización negativa y, como consecuencia, puede hacer que se auto-sabotee nuestro propio éxito.

    Cuando nos empecemos a preocupar, hay que frenar y comenzar a visluazarnos de manera positiva. Una clave aquí es centrarse en las cosas que podamos controlar. Así que en lugar de visualizar posibles clientes que te dicen que sí a todo en una reunión (aquí tus decisiones están fuera de su control), imagínate a tí mismo manejando la charla con carisma y energía positiva.

    3. Disputa tus dudas.

    Una de las herramientas muy útiles para cultivar la positividad es que disputes tu propia autocrítica negativa interna con pruebas contundentes. En su libro optimismo aprendido, Martin Seligman sugiere que escribas tus pensamientos negativos individuales en notitas. Un ejemplo de ello: “No tienes que trabajar con este equipo, ni siquiera tiene un título en psicología del deporte.” A continuación, en la parte posterior de las tarjetas, te recomienda que anotes tres argumentos que disputen la negatividad.

    Lo verdaderamente imprescindible es encontrar el punto medio feliz donde seamos capaces de enfrentarnos a los retos y fracasos sin dejar que éstos nos depriman, manteniéndonos motivados y productivos.

    También te gustará

    mejor-cms-para-tu-empresa

    El mejor CMS para tu empresa 

    El debate de si hay que estar o no en Internet es cosa del pasado. …

    • Esta publicación tiene toda la razón a veces somos muy desagradecidos hay una crisis económica fuerte, pero tenemos un plato de comida en la mesa muchos no tenemos casa, pero no nos ha tocado domar debajo de un puente no tenemos mucho dinero pero estamos vestidos definitivamente hay que agradecer que vivimos en esta mundo tan grandioso

    • Cierto! ser positivo ayuda mucho en el día a día, aunque también es cierto que no hay que abusar de este recurso, es decir, también hay que ser realista ante los retos que nos enfrentamos, pues si aportamos una dosis exagerada de optimismo, la posible decepción puede ser más fuerte.

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Cada mañana te llegará un mensaje con un resumen con los nuevos artículos publicados. Sin publicidad.

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.