Jueves , 8 diciembre 2016 Impresion Pyme
  • Respuesta a las preguntas más difíciles a las que debes enfrentarte en una entrevista de trabajo

    Respuesta a las preguntas más difíciles a las que debes enfrentarte en una entrevista de trabajo

    La alta competencia profesional ha hecho que conseguir trabajo sea una tarea cada vez más difícil. Actualmente, una vacante de empleo puede atraer a miles de aspirantes en muy poco tiempo, lo que ha obligado a los reclutadores a aplicar un mayor número de filtros. Según explican desde la Comunidad Laboral Trabajando.com-Universia, existen preguntas claves para lograr identificar las fortalezas y debilidades de los candidatos, las cuales determinarán si se está ante la persona indicada para el puesto o, definitivamente, no cumple el perfil.

    Si ya has participado en una entrevista de trabajo, seguramente te han preguntado: “¿cuáles son mis defectos?”, y lo más probable es que hayas preparado una respuesta previamente. Aun así, es muy difícil saber qué es lo que quiere escuchar el empleador, porque no hay ninguna respuesta que sea correcta, todo dependerá de los intereses de la compañía.

    Para esta etapa es fundamental que estés preparado, para evitar, en la medida de lo posible, respuestas incoherentes o que no expresen lo que realmente quieres, porque, si no, dejarás en evidencia que te encuentras incómodo o nervioso. Para que la entrevista deje de ser una “tortura” y puedas demostrar lo mejor de ti, la Comunidad Laboral Trabajando.com-Universia te aconseja cómo responder a estas preguntas más complicadas:

    La primera es una pregunta muy común y que puede dejarnos completamente en blanco durante le cara a cara con el reclutador: “Dime por qué crees que deberías ser seleccionado tú y no otro”. La respuesta a esta pregunta no solo debe basarse en tus conocimientos técnicos, pues este no es un aspecto tan esencial como para que te diferencie del resto. Habla de tu experiencia, habilidades y aptitudes orientadas al cargo al que estás aspirando. Algunos expertos aseguran que las capacidades más valoradas por los reclutadores son compromiso, capacidad de adaptación al cambio, comunicación y liderazgo.

    “¿Cuáles son tus mayores defectos?” Otra pregunta difícil en un momento tan decisivo. Seguramente has expresado que tus mayores defectos es ser perfeccionista o un auténtico workaholic, pero este tipo de respuestas son muy comunes, por eso es mejor que aportes información más creíble y realista. Enfócate en tus defectos que se puedan transformar en una oportunidad.

    Existen respuestas que jamás debes decir, como: “uno de mis mayores defectos es la puntualidad, debo aprender a llegar más temprano”, “me falta capacidad de liderazgo”, “soy un poco lento y a veces me retraso con la entrega de los proyectos”. Aunque te excuses en que es por tu perfeccionismo, esta respuesta no sumará puntos, más bien te restará.

    Responder, por ejemplo, “soy muy irritable, si me molesta algo lo voy a decir”, demuestra que no tienes control de tus emociones, y puede ser un problema para la empresa. Recuerda que en el trabajo debes aprender a controlar tu temperamento.

    Si te preguntan: “¿Cuáles son tus mayores logros?”, debes responder con seguridad y demostrar confianza en tus capacidades. Habla de los logros personales que has adquirido a través de tu experiencia, desafíos que hayas tenido y estudios. Finalmente, añade qué expectativas tienes, qué esperas conseguir y que estás dispuesto hacer para lograrlo.

    En “¿Cuál es tu opinión sobre nuestra empresa?” Es importante que tengas conocimiento de la empresa a la que vas, su historia, cultura, misión, visión y cuál es su competencia directa. De esta manera demostrarás interés por la empresa y por el cargo que postulas. Un vistazo a su web o a las últimas noticias sobre la empresa te ayudarán mucho.

    “¿Cómo te ves en cinco años?”. Esta pregunta lo que se busca es saber si el candidato tiene metas establecidas y si se guía por algún plan. Se recomienda responder sobre las aspiraciones en sentido genérico, como, por ejemplo, que el trabajo sea un reto continuo y que, a la vez, permita el desarrollo profesional y personal.

    “¿Por qué quieres trabajar en nuestra empresa?” En este caso será necesario tener conocimiento de la empresa, su historia y cultura. Asegúrate de que tus argumentos se sustenten en esos tres puntos. Si has hecho una investigación sobre la compañía, sabrás en qué puedes fundamentar tu respuesta.

    “¿Por qué dejaste el último trabajo? ¿Qué opinas de tu último jefe?” De ninguna manera critiques a tu antigua compañía, colegas o jefes en ninguna de estas preguntas, ya que darás la imagen de ser una persona de poco fiar. Si eres joven, manifiéstales tus ganas de asumir nuevos desafíos. Si se trata de reestructuraciones internas y despidos, debes indicarlo siempre pidiendo discreción al respecto. Es recomendable no dar motivos económicos, ya que no darás buena impresión, más bien déjalo para cuando hablen sobre aspiraciones salariales.

    “¿Tienes alguna pregunta?” La entrevista no puede terminar sin que aclares todas tus dudas, lo que, además, demostrará interés por el puesto de trabajo. Algunos puntos que deben quedar muy claros son la duración de la jornada de trabajo y a cuántas personas tendré que supervisar?, si estás aspirando a una posición de supervisión.

    Como recomienda Javier Caparrós, director general de Trabajando.com España:

    “Estar preparado para la entrevista de trabajo no significa exagerar ni mentir a la hora de responder las preguntas. Lo importante es convencer al entrevistador de que te sientes motivado y capacitado para el puesto de trabajo. Que eres tú la persona que están buscando, dadas tus capacidades y formación. Nunca tenemos que mentir, porque eso, al final, saldrá a la luz”.

    También te gustará

    productividad-freelance-en-navidad

    De freelance a freelance: Cómo sobrevivir a la Navidad… sin que tu productividad se resienta en el intento

    Paz, amor, amistad y una vida social que ya quisieras tener aunque sea mínimamente el …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Cada mañana te llegará un mensaje con un resumen con los nuevos artículos publicados. Sin publicidad.

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.