Martes , 6 diciembre 2016 Impresion Pyme
  • Cómo volver a habilitar las extensiones de Chrome que Google no quiere que utilices

    google_chrome_os

    La noticia causó un pequeño terremoto en la web el pasado 28 de mayo: Google sólo iba a permitir la instalaciones de extensiones en su navegador, provenientes de la Chrome Web Store. Desaparecía pues la posibilidad de instalar las famosas extensiones CRX que no tuviesen la aprobación de Google y lo que es peor, de deshabilitaban en nuestro navegador todas las extensiones que no proveniesen de la tienda de Apps de Google.

    Para Google, la decisión se había tomado para proteger la seguridad y la privacidad de nuestros equipos, asegurándonos de que no sufrimos ataques maliciosos. Para muchos otros, un nuevo ataque a nuestra libertad en Internet. Para algunas empresas, un problema, ya que algunas disponían de extensiones propias que han dejado de funcionar.

    Así las cosas, los chicos de Ghacks han querido compartir con nosotros un poco de “sabiduría popular” y nos han contado algunos métodos para que nuestras extensiones de Google Chrome vuelvana a funcionar. Aquí van unas cuantas pistas:

    1. Utilizar un sistema operativo que no sea Windows.

    De momento, la nueva directiva de Google sólo se está aplicando a Google Chrome para Windows. Si tenemos la posibilidad de contar con otro sistema operativo, en principio no nos veremos afectados. Pero si estás leyendo esto, seguramente sea porque utilices Windows, así que vayamos a los siguientes puntos.

    2. Instalar Google Chrome Developer o Google Chrome Canary

    Estas dos versiones de Google Chrome están orientadas a los desarrolladores e incluyen los últimos experimentos y novedades que ofrece Google. No son por ello las versiones más estables, pero salvo casos muy excepcionales su funcionamiento no difiere demasiado de la versión estable. En este enlace tenéis todas las instrucciones para hacer el Upgrade, si esta es la opción que os interesa.

    3. Utilizar Chromium

    Utilizar Chromium ofrece la misma experiencia de usuario que utilizar Google Chrome. ¿Entonces por qué Chromium? Chromium es un proyecto de navegador web de código abierto, a partir del cual se basa el código fuente de Google Chrome. Entre sus principales diferencias destaca la omisión de determinados complementos que Google incluye en Chrome,  como la marca de Google, el mecanismo de actualización automática, términos de licencias, seguimiento de uso, la incorporación de Adobe Flash Player, una opción de opt-in para los usuarios a enviar a Google sus estadísticas de uso e informes de fallos, etc.

    Además, nos va a permitir seguir utilizando todas las extensiones de Chrome que queramos, sin temor a sufrir la “censura” de Google.

    4. Utilizar Ópera

    Las últimas versiones de Opera, el que otrora fue uno de los navegadores más populares, permiten el uso de extensiones de Google Chrome.  Es cierto que habilitar estas extensiones en Opera es un poco laborioso, pero si realmente las necesitamos, pueden salvarnos el día.

    5. Utilizar el modo desarrollador

    Todo lo que tenemos que hacer es escrbir lo siguiente en la barra de navegación: chrome://extensions para después, pulsar sobre la casilla “Modo desarrollador”.

    A partir de aquí deberemos aprender a instalar las extensiones que nos interesan utilizando este modo. Para ello, deberemos volver a descargar la extensión que nos interesa y descomprimirla en la carpeta donde almacenamos el resto de extensiones.

     

     

     

    También te gustará

    holiday-gifts

    Diez regalos tecnológicos con los que conquistar a un emprendedor

    Para bien o para mal las navidades ya están aquí. Y tanto si nos hace …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Cada mañana te llegará un mensaje con un resumen con los nuevos artículos publicados. Sin publicidad.

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.