Martes , 25 abril 2017 Impresion Pyme
  • Entrevistamos a Pedro Jareño, cofundador de Minube y director de emprendedores en Microsoft

    Pedro Jareño_Microsoft

    De ser uno de los fundadores de Minube.com a convertirse en el nuevo responsable para startups y emprendedores de Microsoft. Tal vez esta sería la forma más sencilla de describir la trayectoria vital y profesional de Pedro Jareño, uno de los pesos pesados dentro del ecosistema emprendedor español y que entre otras cosas, tuvo el mérito de poner en marcha una startup de éxito cuando en España poco o nada se sabía de lo que era una startup. Hemos conocido a Pedro en su nueva etapa corporate, desde donde dirige los esfuerzos de una gran empresa como Microsoft para apoyar a los emprendedores o como le gusta decir, “empoderarlos para conseguir sus metas”. Esto es lo que nos ha contado.

    MuyPymes: Antes de dar el salto a Microsoft conseguiste hacerte un hueco en la escena emprendedora gracias al lanzamiento de Minube. ¿Qué te lleva a dar el salto de un mundo startup a otro mucho más corporativo? ¿Qué es lo que te gustó de la propuesta que te hizo Microsoft?

    Pedro Jareño:  Es la pregunta que yo me hice. Y es la pregunta que me hacen todos los días, todos mis amigos. Es una pregunta muy compleja de responder. La realidad es que fue algo inesperado. Porque poner en marcha Minube ha sido una experiencia maravillosa, que ha supuesto un aprendizaje impagable…Pero hace tres años decidí que necesitaba una pausa de ese mundo. Así que me encontraba en una fase en la que no tenía claro cuál iba a ser mi siguiente paso.

    Por supuesto me planteaba participar en otra startup o montar un proyecto totalmente nuevo desde cero. Lo que no me planteaba no ya entrar en Microsoft, sino forma parte de una corporación. No era algo que en mi mindset estuviera como una primera opción de inicio.  Lo que más me ha  marcado de mi vida como emprendedor es la capacidad que uno tiene desde una startup de generar impacto en base a un producto o servicio para el resto de las personas, a un nivel mayor o menor. Y no me  planteaba formar parte de una corporación porque veía lejana esa posibilidad de generar impacto, incluso de una forma egoísta, dentro de esa estructura.

    Pero se presentó una oportunidad que me llamó la atención por muchas razones. La primera, que hacía tiempo que venía escuchando mensajes de cambio dentro de Microsoft,  que me estaban llamando mucho la atención, especialmente desde la incorporación de nuestro nuevo CEO, Satya Nadella. Es una persona que me estaba produciendo mucha inspiración desde el punto de vista empresarial: sus mensajes, su visión para la compañía e incluso para el mundo. Así que cuando se presentó la oporuntidad, analicé la capacidad de generar impacto y comprendí que había una oportunidad de tomar una buena decisión.

    Hoy puedo decir que estoy en un espacio privilegiado, porque tengo detrás una corporación como Microsoft con todo lo que supone, estoy en contacto con el ecosistema emprendedor que al fin y al cabo es el mío, y tengo la capacidad de ayudar a los emprendedores. Mi capacidad individual aumenta y eso es super gratificante.

    MuyPymes: ¿Qué aprendiste de esa etapa en Minube? ¿Qué consejo le darías al emprendedor que está dando sus primeros pasos?

    Pedro Jareño: Lo primero que hago al conocer a un emprendedor es darle la enhorabuena. Para mí ser emprendedor tiene un mérito maravilloso. Son totalmente necesarios porque tienen una visión disruptiva de la realidad, revolucionan sectores muchas veces inmovilistas y porque tienen la capacidad de generar empleo y riqueza y eso es especial.

    En cuanto a consejos, les transmitiría la importancia del foco. Uno de los problemas en lo que caen muchas startups y muchos emprendedores es que cuando empiezan a desarrollar algo y ven que pueden hacerlo crecer, pretenden llegar a muchas más cosas porque se sienten capaces de hacerlo. Y en ese momento pierden ese foco que les hace centrarse en suprimer producto y sobre todo y fundamentalmente en su cliente, en el individuo. Y ese es el cambio: dar valor al individuo frente a la marca, frente al colectivo, que tiene que ser el centro del proceso.

    En lugar de qué desarrollar para hacer tu producto mejor, escucha a tu cliente, pídele a tu usuario qué es lo que quiere tener e intenta desarrollarlo. Hay que escuchar de verdad a tu cliente para poder satisfacer su necesidad. ¿El otro consejo? Aprovéchate del ecosistema. Cuando nosotros empezamos, año 2005, el ecosistema de startups no existía. Ahora mismo emprender está de moda. Es algo que todas las corporaciones, las instituciones públicas, las administraciones se suman, por razones obvias además.

    Hoy existen cosas como lo que ofrecemos desde Microsoft, pero también existen apoyos institucionales, fondos de la UE…hay documentación de errores, hay mucha formación en escuelas, programas de mentoring… etc. Creo que hoy es un momento muy bonito para emprender,  pero también hay que dejar claro al emprendedor que emprender no es encontrar el maná caído del cielo ni tampoco es la panacea. Requiere muchísimo esfuerzo, más sacrificio de lo que la gente imagina y al mismo tiempo, tiene el riesgo y la incertidumbre que genera adrenalina…eso que provoca que el emprendedor sea un tipo muy pasional y motivacional pero que esté siempre al borde del abismo.

    MuyPymes: En 2014, en una entrevista para UniMooc decías lo siguiente: “El gran error que se comete hoy por parte de los emprendedores que lanzan un proyecto que cuenta con Internet como plataforma de difusión es pensar en local y no en global” ¿Hemos mejorado desde entonces? ¿Cómo ha evolucionado el emprendedor español?

    Pedro Jareño:  Eso ha cambiado mucho ya. Sobre todo por toda esa información nueva de la que hablábamos antes. Desde 2007 (cuando de lanza Minube) hasta hoy, el principal cambio que se ha producido, un cambio que afecta a la humanidad de forma directa, es el de los dispositivos móviles.

    Cuando nosotros nacimos emprendiendo no existían los smartphones… fue justo el año del nacimiento del iPhone. La revolución del smartphone no sólo ha provocado un mayor acceso a la información, sino que haya startups que generen productos exckusivamente para estos dispositivos. El smartphone ha globalizado el mercado de forma natural.  Ha hecho más fácil ver la importancia de ser global. Eso antes no era tan facil de ver,  no había esa conciencia de impactar a otras audiencias que no tuviéramos cerca.

    ¿Sigue faltando cultura de globalización? En ciertos casos puede que sí, pero no tanto porque hay ecosistema. Y el emprendedor siempre va a encontrar a alguien que le va a decir “si quieres que tu empresa de hoy valga mañana el doble o el triple, la única forma de conseguirlo es generar un producto escalable y replicable.

    MuyPymes: Ese ecosistema del que hablas, se centra en el caso de España en las primeras fases de desarrollo de la startup. ¿Qué pasa después? ¿No crees que nos falta músculo financiero?

    Pedro Jareño: Tienes toda la razón pero es algo comprensible. Hemos llegado tarde. Hoy existe el ecosistema pero hace cinco años no existía. Al final y afortunadamente estamos construyendo la casa por la base y no por el tejado. Se necesitan esos cimientos para que haya más emprendedores y más inversores.

    ¿Se echa de menos que haya grandes fondos de inversión en España? Sí. Pero cada vez hay más. Hace muy pocos años era impensable que empresas como KFund. Kibo, Bonsai, invirtieran cantidades como las que hoy están invirtiendo.

    Han pasado de ser business angels que invertían 100.00 o 200.000 euros en startups a empresas que hacen rondas de mínimo uno o dos millones, incluso a series B de 5 millones. Ya hay posibilidades que antes eran muy complejas de conseguir.. había que salir fuera a conseguir esas inversiones.

    Es cierto que todavía falta músculo financiero que permita hacer crecer el ecosistema pero creo que estamos en un momento muy bonito, porque tanto en Madrid como en Barcelona en particular, como en Valencia, están pasando cosas que hacen que cada haya más oportunidades.

    MuyPymes: ¿Cómo se articula la apuesta de Microsoft por los emprendedores?

    Pedro Jareño: La estrategia sigue siendo la misma, va ligada por un lado seguir apoyando a los innovadores, a los emprendedores, que tenemos claro que son los empresarios del futuro y están generando mucho valor a todo el ecosistema empresarial. Pero estamos segmentando nuestros recursos en este área. Creemos que es interesante ayudar a aquellos que creemos que tienen un mayor potencial, que intentar llegar a la capilaridad de todas las startups que hay en España.

    En ese punto nuestra principal apuesta a día de hoy son nuestros partners. Tenemos partnerships con las aceleradoras más importantes de España, como son Telefónica OpenFuture_, Lanzadera en Valencia y acabamos de incorporar Impact Accelerator que está en Madrid.

    Queremos que aquellas startups que están siendo aceleradas por uno de estos entes, nos lleguen en una fase más madura y una probabilidad mayor de que tengan éxito… aunque sabemos que en el ecosistema emprendedor el riesgo es máximo siempre.

    MuyPymes: Una vez que las aceleradoras filtran las startups que pueden ser más interesantes, ¿en qué momento llegáis a la inversión en esas empresas?

    Pedro Jareño: Nosotros no invertimos. Ni somos un inversor, ni una aceleradora. Lo que buscamos es apoyar a las startups de base tecnológica y entramos en ese momento para intentar ser su partner tecnológico.

    Les ofrecemos formación por un lado (ayudándoles a entender cómo es todo nuestro sistema de herramientas), especialmente en el área cloud, con Azure como principal producto para ayudar en el desarrollo tecnológico de una startup…les damos apoyo económico con créditos en nuestros servicios y productos de cloud (hasta 120.000 dólares a consumir en dos años).

    MuyPymes: Esto es parecido a lo que era Bizspark. ¿Qué ocurre entonces con ese programa?

    Pedro Jareño: Realmente no ha cambiado, pero el approach es algo diferente. Bizspark sigue siendo el mismo programa, pero tiene algunas pequeñas variaciones con respecto a los últimos años.  Bizspark se divide ahora en dos etapas.

    La etapa inicial tiene una duración de un año (frente a los tres años con los que contaba), en la que los desarrolladores tienen acceso a cinco cuentas de visual studio en las que pueden obtener 130 euros mensuales de consumo en productos de Azure. Tienen además acceso a distintas licencias de Microsoft de todo tipo, acceso a partners como Legálitas, que les ofrece asesoramiento puntual en determinados temas legales y acceso a formaciones, como puede ser la migración de una plataforma externa a Azure.

    Los requisitos para entrar en esta fase son que sea una startup de base tecnológica, que no tenga más de cinco años de antiguedad, que no haya facturado más de un millón de dólares en el último año y que no sea una consultora. Intentamos que todas las startups que entran en Bizspark hayan pasado por el filtro de las aceleradoras lo cual no quiere decir no admitamos otras. Entre estas, las que más destacan tanto cuantitativamente como cualitativamente les ofrecemos la posibilidad de entrar en Bizspark Plus, que comprende las ventajas de las que hablábamos antes.

    Nuestro objetivo como empresa al final es empoderar a cualquier empresa a conseguir sus objetivos.¿Cómo hacemos eso? Más allá de las herramientas que le damos, sentamos a las startups con un posible partner o con un posible cliente que quiera consumir sus productos, o le ayudamos en su estrategia de comunicación.

     

    También te gustará

    windows-10-cloud

    Así serán los portátiles con los que Microsoft quiere combatir el fenómeno Chromebook

    Al principio nadie se lo tomó demasiado en serio. ¿Quién iba a comprar un portátil …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Cada mañana te llegará un mensaje con un resumen con los nuevos artículos publicados. Sin publicidad.

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.