domingo , 21 julio 2019 Impresion Pyme
  • Protege tu marca, llega el dominio de Internet .sucks

    Desde que el ICANN ha decidido ampliar el número de dominios, las empresas han pasado de tener que decidir si prefieren un .com o un .es, a tener que considerar si optan a extensiones como  .restaurante .madrid o .tienda por poner algunos ejemplos. Pero no sólo. A la polémica que en su día de vivió con el nuevo dominio .porn, orientado a empresas que ofrecen contenidos para adultos ahora se suma el no menos polémico dominio .sucks que literalmente puede traducirse como «Apestar».

    Añadido a una marca comercial, podría traducirse como que esa misma marca «apesta» (Microsoft.sucks es lo mismo que decir que Microsoft apesta, por ejemplo). Para evitar que este tipo de dominios caigan en manos de spammers y otros usuarios con malas intenciones, decenas de grandes empresas están comprando masivamente este dominio, en un movimiento defensivo que no perjudique a su imagen de marca.

    Pero como explica David Costa, country manager de Nominalia, “el perjuicio que esta terminación puede provocar a la imagen de una empresa no se limita de forma exclusiva a las grandes corporaciones multinacionales, sino que también puede dañar la reputación de compañías de ámbito nacional, pymes y startups”.

    Ha sido tal el revuelo causado por la nueva terminación, que se ha ampliado su fase Sunrise hasta el próximo 19 de junio (inicialmente, estaba prevista la conclusión de dicho periodo el pasado día 1 del presente mes). El motivo: que muchos propietarios de marcas, abogados especializados en propiedad intelectual y ejecutivos de importantes empresas no estaban al corriente del próximo registro de la extensión de dominio ‘.sucks’ e incluso del funcionamiento de la propia fase Sunrise y de la Trademark Clearinghouse (TMCH).

    A grandes rasgos, para participar en el periodo Sunrise y asegurar el derecho de prioridad en el registro de un dominio, la marca que se quiere registrar como tal debe estar inscrita en la base de datos de TMCH, el servicio de protección de marcas online más importante del mundo. “La presencia de una marca en la Trademark Clearinghouse garantiza la participación en las fases Sunrise de todos los nuevos dominios a lanzar en un futuro, tanto para registrar extensiones con potencial de negocio, como para protegerse de terminaciones que podrían perjudicar la imagen de una empresa o personaje público, caso de ‘.sucks’ y de ‘.porn”, explica David Costa.

    “La ICANN tiene previsto lanzar más de 1.300 nuevas extensiones de dominio en los próximos años, de ahí la importancia de registrar las marcas que se utilizan en la red y protegerlas incluyéndolas en la base de datos de TMCH”, añade Costa.

    En efecto, terminaciones como ‘.sucks’ y ‘.porn’ son el tipo de extensiones que adoran los ‘ciberocupas’, personas que registran de forma anticipada y de mala fe marcas como nombres de dominio a pesar de no tener derecho alguno sobre ellas, en la mayoría de los casos con el objeto de vender dichos dominios a quienes deberían ser sus legítimos propietarios. De esta manera, los ‘ciberocupas’ se aprovechan de que el sistema de registro de nombres de dominio funciona por orden de solicitud para adelantarse a los titulares de la marca.

    También te gustará

    Los mejores contenidos de la semana en MuyPymes

    Cerramos un domingo más con nuestro habitual resumen de contenidos, un artículo clásico en el …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    La mejor información sobre PYMES y autónomos en su correo electrónico cada semana. 

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.