martes , 20 agosto 2019 Impresion Pyme
  • Global Investment Week: una semana, 16 startups, Wayra y acción

    16 startups españolas y latinoamericanas participaron la semana pasada en la Global Investment Week. De la mano de Telefónica y su aceleradora de startups Wayra, pasaron una semana preparándose a fondo para convencer a los inversores que también se dieron cita en el evento, que su proyecto merece la pena. En MuyPymes tuvimos la oportunidad de ser testigos de cómo se preparan, cuál es su historia y hacia dónde quieren llegar. También tuvimos la oportunidad de charlar con algunos de los inversores que se dieron cita en Universitas (la universidad corporativa de Telefónica en Barcelona) y entrevistar a Andrés Saboridodirector de Wayra en España.

    Universitas es un espacio curioso. Encuadrado en el municipio barcelonés de La Roca del Vallés, se presenta voluntariamente aislado, rodeado de bosques y naturaleza, casi inaccesible para todos aquellas personas que sean ajenas al universo que ha creado Telefónica. En el interior, pistas de pádel, parques en los que perderse, aulas, salones de actos e incluso un hotel NH dan la bienvenida a directivos, empleados y socios de Telefónica, que esporádicamente acuden a este centro para asistir a seminarios y cursos de formación. Es aquí donde durante una semana van a convivir las 16 startups seleccionadas por Wayra y es aquí donde Andrés nos explica cuál es la visión de Telefónica Open Future, el gran programa de emprendimiento de la multinacional española.

    «Lo que ofrecemos con Open Future es una oferta diferente para las empresas que están en distintos momentos de su vida. Esto es algo que por ahora no está haciendo nadie y con lo que estamos queriendo romper el mercado, de manera que cualquier emprendedor, no importa en qué momento de su empresa está, encuentre en Open Future una alternativa que le ayude a saltar al próximo nivel» nos cuenta.

    Andrés Saborido, director de Wayra España
    Andrés Saborido, director de Wayra España

    El universo Open Future

    En Wayra, programa en el que Telefónica acelera startups en las que invierte capital semilla de hasta 80.000 euros,  los emprendedores no sólo destacan el mentoring y la inversión que proporciona Telefónica, sino que como nos cuenta Andrés, «una de las cosas que más valoran es la posibilidad de hacer acuerdos comerciales con Telefónica, de manera de poder distribuir su producto entre todos los clientes que tiene la empresa en el mundo, o la posibilidad de expandir internacionalmente sus negocios».

    Pero el universo de Open Future va mucho más allá. Para ideas de negocio que todavía se encuentran en una fase embrionaria, la multinacional pone a disposición de los emprendedores sus Crowdworking Spaces, espacios en los que las compañías «early stage» pueden desarrollar sus proyectos y recibir el apoyo de mentores, pero que no cuentan con una inversión directa de Telefónica.

    Por encima de la aceleradora, el universo Open Future critaliza en los Fondos Amérigo (red de fondos de inversión en los que Telefónica tiene una participación pero hay un gestor que es independiente), y el fondo de capital riesgo Telefónica Ventures (fondo que apuesta por startups relacionadas con el core business de Telefónica).

    Aprendiendo de los mejores inversores de capital riesgo
    Aprendiendo de los mejores inversores de capital riesgo

    Aprender en Wayra

    La Global Investment Week, además de una oportunidad para recibir financiación, es una semana de formación intensiva en la que cada segundo cuenta. Lo comprobamos de primera mano. En cuanto las startups aterrizan en el recinto, les espera una mesa redonda en la que escucharán los consejos de tres inversores de capital riesgo. Acto seguido, aprenderán casi todo lo que necesitan saber para construir una «Intelligent Captable» (cómo se construye un esquema de capitalización que sea atractivo para la startup), y poco después descubrirán de la mano de Diego Jolodenco (socio de la startup acelerada por Wayra, ComentaTV)  las claves que tienen que tener en cuenta los interesados en vender su startup. Y todo esto, la primera mañana.

    «Cuando arrancamos Wayra ya para mí fue un hito, porque se conviritió en la primera aceleradora corporativa en el mundo. Hasta ese momento no existía ninguna propuesta como esta. Hoy es algo que resulta cotidiano y muchas empresas tienen su aceleradora o su iniciativa, pero entonces apenas había nada» reflexiona Saborido, que a la vez recuerda que cuando hace cuatro años comenzaron su actividad en España  «para un emprendedor que quería desarrollar su negocio, era muy difícil conseguir capital semilla. Lo más probable es que tuviera que irse a Estados Unidos o Israel a buscar ese capital, por lo que en el camino quedaban muchas ideas».

    Lo más interesante es sin embargo, conocer a las startups de cerca. Es en la comida donde tenemos la oportunidad de charlar con los chicos de Gremyo, que reconocen se han tenido que pivotar su modelo de negocio para intentar ser rentables; a David Pombar de SetPay, una startup que quiere cambiar los pagos móviles pero que se queja de la estrechez de miras de muchos bancos, o al curiosísimo Rudy Bianco, fundador de Marketeer y que asegura que tras haber fundado 18 startups vendido dos de ellas por más de 100 millones de dólares, está prácticamente de vuelta de todo, pero que viene a Wayra porque es una oportunidad real de recibir inversión externa.

    Lo dice también el director de Wayra. «Todas las startups que están planteando algo con sentido, con un buen equipo, consiguen capital. Eso hace cuatro años, era impensable. Lo que es el primer capital, el capital semilla, yo creo que hay en España entre corporativas y no corporativas más de cien iniciativas. En el caso de Open Future, hemos invertido en más 550 compañías en todo el mundo, con fuerte presencia en Europa, América Latina y Asia».

    Ensayando para el pitch final.
    Ensayando para el pitch final.

    Defendendiendo tu proyecto en un Workshop

    La tarde del primer día de la Global Investment Week, es uno de los momentos críticos de la semana. De dos en dos, las startups realizan varios workshops en los que entran en contacto con expertos en pitching, emprendedores de éxito, business angels e inversores, que les preparan para lo más difícil: ser convincentes. Tras presentar durante cinco minutos su proyecto, los mentores les hacen ver sus puntos débiles, qué deben explicar mejor o cuáles son realmente sus fortalezas. Y es curioso porque aunque es uno de los mejores momentos que tienen las startups para aprender, también se viven situaciones de cierta tensión.

    Algunas empresas descubren que su modelo de negocio tal vez no sea todo lo bueno que debería ser, o que sí lo es, pero que no saben comunicarlo. Y no siempre es fácil asimilar esa información. Pero tienen que hacerlo y mejorar, porque más tarde, a lo largo de esa semana tendrán que volver a repetir esos pitchs ante inversores «de verdad», con capacidad de decidir dónde ponen su dinero.

    Hablamos en este momento con Andrés del momento de boom que vive el mundo de las startups, de cómo ha pasado de ser un fenómeno apenas conocido hace unos años a convertirse en todo un fenómeno casi social. Sin embargo, muestra cierto escepticismo: «Creo que la palabra masificar o democratizar, todavía le queda muy grande al fenómeno. Porque nosotros estamos empapados en esto y creemos que todos conocen este tema pero todavía hay mucha gente en España que no conoce las alternativas que hay para crear y financiar nuevas empresas. Hay camino para seguir creciendo. Pero lo más importante es que se está empezando a crear una cultura emprendedora, a la que todavía le falta muchísimo en España y en Latino América para alcanzar la madurez que tiene en otros países».

    Es también el momento de descubrir cuáles son los proyectos que más le interesan a Wayra ( Internet of Things, agro-business, media y contenidos, educación, e-Health, seguridad) y qué representa para Telefónica la inversión en el ecosistema emprendedor, cuáles son los motivos que la sustentan. Y aquí se explaya.

    Nos habla de la importancia que tienen conceptos como la innovación abierta, o que les interesa desarrollar las sociedades en las que está presente el grupo, además de por supuesto, obtener un retorno de la inversión. De todos, nos gusta esa visión de innovación abierta: «Es una manera de desarrollar innovación para el grupo. Una startup tiene una innnovación y necesita escalar en ventas, una gran corporación tiene por otro lado, tiene escala pero necesita estar innovando permanentemente para seguir en el mercado. Juntar estos dos mundos es un win-win para los dos».

    universitas
    Universitas, un espacio alejado del mundo

    Una visión sobre las startups en España

    ¿Cómo es el panorama de las startups en España? ¿En qué se diferencia del de los países latinoamericanos, de otros países europeos o incluso, de Estados Unidos? Si atendemos a las palabras de Andrés Saborido, en España nos encontramos en una posición intermedia. Y esto tiene sus puntos positivos por supuesto y otros que no lo son tanto.

    «En los mercados más maduros como Inglaterra y en España, tienes liquidez, disponibilidad de capital para invertir en las compañías. Pero en otros mercado como en latinoamérica donde no hay tanta liquidez, desarrollan otras virtudes que tienen que ver con el enfocarse muy bien en hacer algo concreto, porque el poco capital que tienen lo tienen que utilizar de una manera muy eficiente.  Los mercados de latinoamérica, exceptuando Brasil y México, son mercados pequeños por lo que normalmente nacen con una idea de producto para el resto del mundo o para Estados Unidos, porque su mercado no es suficiente como para desarrollar rentablemente una idea de negocio».

    En cambio en España, las cosas son un poco diferentes: «En España no digo que las empresas no deban enfocarse globalmente, pero el mercados es lo suficientemente grande como para que un emprendedor piense en su negocio primero de manera local y luego de manera global. Esto es bueno, porque te permite arrancar con un mercado muy cercano e interesante pero tiene aparejado el riesgo con que el emprendedor se conforme. Que no tenga esa ambición de seguir creciendo y expandirse a otros países».

    Por supuesto si hablamos de un mundo startup, la comparación con Estados Unidos es inevitable. No sólo porque mueven un capital que es impensable en Europa, sino porque existe una cultura emprendedora y unas condiciones a la hora de desarrollar negocios (al margen del tamaño de mercado) que lo convierten en algo único. Esto lleva al responsable de Wayra a considerar que en realidad, no tiene demasiado interés comparar ecosistemas.

    «No sé hasta qué punto tiene a veces sentido comparar un mercado como el americano con el resto de los mercados, como si todos estuvieran regidos por las mismas reglas de juego cuando justamente, los contextos son tan diferentes que a veces la manera de desarrollar esos ecosistemas debe ser diferente. Estados Unidos tiene un mercado muy grande, con mucha cultura emprendedora, muchos fondos de capital riesgo. Tal vez esas condiciones no se dan en otros países pero hay otras condiciones que sí los hacen fuertes. En España por ejemplo, la industria del turimo es fortísima y me encantaría ver muchísimas más startups relacionadas con esa industria porque seguramente van a tener una ventaja competitiva que otros países no tienen. La cosa no es pretender repetir una receta que tiene éxito en otro país del mundo».

    hace_fun_take_siesta
    Have fun, take a siesta

    Sobrevivir a Wayra

    Al final de la semana, tanto si las startups que han acudido a la Global Investment Week reciben inversión como si no, la misión es la misma: sobrevivir. Crecer lo suficiente como para resultar rentable a sus inversores o protagonizar un exit que les haga crecer en valor.

    En el caso de Wayra, más del 90% de las empresas en las que invierten obtienen nuevas rondas de finanaciación. Además el grado de mortalidad es, tal vez por la juventud de la aceleradora, bastante bajo: por debajo del 20%.  La clave tal vez es, como afirma Saborido, que entrar en Wayra no es tan sencillo como en principio podría parecer: «Somos muy estrictos a la hora de invertir en compañías. Al final terminamos invirtiendo en el 1,6% de todas las que analizamos. Eso te garantiza trabajar con los mejores». ¿Y quiénes son los mejores?  Los mejores equipos: «Invertimos en personas, más que en ideas de negocio. Si vemos un equipo que tiene mucho potencial, y los socios necesarios para desarrollar su idea de negocio, vamos a invertir» destaca. 

    ¿Pueden alguna de las compañías que pasan por Wayra convertirse en la próxima Facebook? ¿Tiene sentido pensar que el objetivo más que la venta de la compañía, sea el de crecer hasta convertirse en una gran multinacional? Por las condiciones de España pero también de Europa, es difícil saberlo. Pero desde luego, es deseable.

    «España y Europa necesitan tener grandes casos de éxito. Es lo que hay que generar para seguir generando cultura emprendedora. Hay tres cosas que generan cultura emprendedora: inversión, educación y casos de éxito. Y creo que el tercero es el más importante. Porque cuando veo que hay un caso de éxito masivo, grande, automáticamente otros emprendedores empiezan a verse reflejados y quieren emprender».

    Terminamos aquí nuestro viaje. Nos vamos con la sensación de que aunque en España queda mucho por hacer, se están dando muchos pasos en la buena dirección.  Antes de irnos, nos asomamos a un taller práctico en el que las 16 startups de la edición de este año, aprenden de la mano de la periodista de Telecinco, Carmen Chaparro, cómo tienen que comportarse ante los medios de comunicación. Quién sabe si en un futuro, tendrán que enfrentarse a una rueda de prensa y responder ante medios de todo el mundo.

    También te gustará

    Memoria RAM en equipos profesionales: cosas que debes saber

    La memoria RAM, siglas en inglés de «Random Access Memory» (Memoria de Acceso Aleatorio), es …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    La mejor información sobre PYMES y autónomos en su correo electrónico cada semana. 

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.