viernes , 16 noviembre 2018 Impresion Pyme
  • Los españoles cada vez desconectan menos por vacaciones

    El 36,2% de los trabajadores afirma que no consigue desconectar completamente de su empleo cuando está de vacaciones, según una encuesta realizada a 750 personas por Adecco. Entre los que no se consiguen desenganchar del trabajo, un 7,3% afirma no poder desconectar en absoluto, mientras que un 28,9% explica que, pese a que consigue desconectar parcialmente, no lo hace lo suficiente.

    Los jóvenes menores de 25 años son el grupo que menos desconecta del trabajo, solo un 55,6% lo hace, mientras que entre los trabajadores de mayor edad (por encima de los 55 años), la totalidad de los encuestados afirma que desconecta por completo.

    También se atisba un perceptible factor de género en la tendencia a la desconexión, ya que el 72,5% de las mujeres afirman desconectar por completo, mientras que, entre los hombres, la cifra se queda en el 58,6%.

    El smartphone impide desconectar

    Desconectar pasa por “dejarse el correo en casa”, algo que el smartphone convierte en algo realmente complicado. La amplia mayoría de los encuestados reconoce consultar el correo de empresa durante sus vacaciones y algo más de la mitad (51,5%) lo hace una o dos veces al día, mientras que un 9,3% afirma entrar constantemente.

    Por su parte, el 31,5% afirma consultarlo cada dos o tres días y el 5,6% semanalmente y sólo el 3,7% afirma conectarse una única vez para ponerse al día antes de volver al trabajo.

    Las llamadas profesionales también forman parte de los periodos de descanso de los profesionales españoles. El 60,3% de los encuestados afirma que atiende a llamadas de trabajo durante las vacaciones. El 21,5% coge todas las llamadas de trabajo, mientras que el 38,8% sólo las más importantes.

    UGT reclama regular el derecho a la desconexión digital

    Frente a ese no poder desconectar en vacaciones, UGT ha reclamado que sea el Gobierno el que propicie un marco apropiado para esa desconexión digital obligatoria en las empresas, tal y como se hace en países como Francia.

    En este sentido, ha recalcado que, año tras año, resulta cada vez más “complicado” para los trabajadores desconectar del ámbito laboral y que cada vez es más habitual encontrarnos a personas atendiendo, en cualquier momento y en cualquier lugar, un mensaje, una llamada de trabajo o un correo electrónico. “Con el móvil, la tablet o el ordenador compartiendo espacio con la sombrilla y la toalla”, ha precisado la organización.

    El sindicato ha declarado que las nuevas tecnologías aunque facilitan el proceso de trabajo, también difuminan la frontera entre la vida profesional y la vida familiar y personal. Así, han asegurado que algunas empresas no respetan los tiempos de descanso de los trabajadores lo que, unido al temor de estos a la pérdida del puesto de trabajo, dificultan o hacen “imposible” esa desconexión tan “necesaria” para poder afrontar de nuevo el trabajo cotidiano. En la misma línea ha denunciado que esta disponibilidad “permanente” conlleva riesgos psicosociales e incrementa los niveles de estrés.

    Para evitar llegar a estos extremos, la organización sindical ha afirmado que esta regulación permitiría gestionar “adecuadamente” el uso de estas tecnologías en la jornada laboral, garantizándose la desconexión digital y evitando su uso “inadecuado” durante los descansos y pausas.

     

    También te gustará

    Orange

    Orange y Cepyme digitalizan las pymes españolas

    CEPYME y Orange han alcanzado recientemente un acuerdo para permitir a las empresas y a …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    La mejor información sobre PYMES y autónomos en su correo electrónico cada semana. 

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.