sábado , 20 abril 2019 Impresion Pyme
  • ¿Qué es un swap?

    Swap

    Un swap, también conocido con el nombre de permuta financiera, es un contrato por el cual dos partes se comprometen a intercambiar una serie de cantidades de dinero en fechas futuras. En condiciones normales, los intercambios de dinero futuros están referenciados a tipos de interés, llamándose IRS por sus siglas en inglés (Interest Rate Swap) aunque de forma más genérica se puede considerar un swap cualquier intercambio futuro de bienes o servicios (entre ellos de dinero) referenciado a cualquier variable observable.

    Estamos hablando de contratos hechos a medida, es decir, con el objetivo de satisfacer necesidades específicas de quienes firman dicho contrato. Los swaps tienen especificaciones sobre las monedas en que se harán los intercambios de flujos, las tasas de interés aplicables, así como una definición de las fechas en las que se hará cada intercambio y la fórmula que se utilizará para ese efecto. El swap más habitual es el de tasas de interés, mediante el cual se intercambian flujos de intereses en una misma moneda en ciertas fechas previamente convenida.

    Hay que tener en cuenta que ya que es un compromiso de intercambio de dinero a futuro, un swap tiene dos partes, una para cada uno de los contratantes: el compromiso de cobro de dinero a futuro y el compromiso de pago de dinero a futuro.

    Swap

    Factores que definen al swap

    Estas son las características que definen al swap:

    • Fecha de comienzo y fecha final del ‘swa.
    • Nominal: cantidad sobre la que se calculan los flujos de ambas partes.
    • Tipo o margen de interés de cada parte contratante.
    • Índice de referencia para la parte variable.
    • Periodicidad o frecuencia de pago.
    • Base de cálculo de cada parte: forma en la que se calculan los intereses, definiendo básicamente como se contabilizan los días entre dos fechas.

    Finalidad del swap

    El objetivo final de un swap es convertir un esquema de pagos en otro de una naturaleza diferente, que resulte beneficioso y adecuado a las necesidades de los participantes, que pueden ser tanto clientes minoristas como inversores y grandes empresas.

    Un cliente particular podría por ejemplo decidir hacer un swap para transformar los pagos variables de su hipoteca ligados al euríbor por unos pagos a tipo de interés fijo. De esta forma reduciría el riesgo de subidas inesperadas en la cuota y obtendría una cierta estabilidad y tranquilidad en sus pagos.

    Las grandes empresas emiten títulos de deuda o bonos para financiarse en los que pagan un tipo de interés fijo a los inversores. En estos casos, acostumbran a contratar un ‘swap‘ para poder convertir esos pagos fijos en otros variables ligados a los tipos de interés de mercado. La principal razón suele estar relacionada con la optimización de la estructura de deuda.

    Básicamente podemos hablar de dos utilidades o motivos por los que tendremos interés en entrar en un swap:

    a) Cambiar nuestros bienes o recursos futuros: Puede interesarnos para nuestro negocio intercambiar durante un tiempo bienes o recursos que generaremos por otros bienes o recursos necesarios para nuestra actividad o bienestar.

    b) Especulación: Al igual que la especulación en otros activos, entraremos en un swap si nuestra visión es que los bienes que recibiremos a futuro van a suponer para nosotros mayor valor que los bienes que entregaremos a futuro.

    Swap de interés

    Un swap de interés o interest rate swap en inglés consiste en una permuta de flujos de caja con diferentes tasas de rendimiento entre dos agentes económicos. En dicha relación no existe  un intercambio del principal y se opera en la misma moneda, si bienpueden existir acuerdos de permuta de flujos denominados en diferente divisa. En general, se intercambia un flujo de caja a tipo de interés fijo por un flujo de caja a tipo variable o viceversa, aunque también es posible que haya  flujos de caja a interés variable con diferentes tasas de referencia.

    Los swaps de tipos de interés pueden ser de carácter fijo/variable, cuando una parte paga/recibe un tipo fijo sobre un nocional prefijado N1 y recibe/paga un tipo variable sobre un nocional prefijado N2 . Normalmente, N1=N2=N. Hay que tener en cuenta que el nocional o nominal es la cantidad sobre la que se aplicará el tipo de interés.

    También existen los swaps fijo vs fijo o variable vs variable, que son los pagos y cobros están referenciados a índices fijos o variables en las dos partes. Los índices deben ser para diferentes periodicidades en cada pata para que tenga algún interés el swap. Los asset swap, por su parte, se refieren a los  pagos/cobros de una pata que replican los cobros/pagos de un activo mientras que la otra pata se paga a un tipo de interés variable. Sirve para convertir los flujos de un activo que tengamos a otros que nos convienen más.

    Swap de divisas

    Los swaps de divisas son contratos financieros entre dos partes en los que se acuerda intercambiar sus principales de igual cuantía pero aplicando diferente moneda, durante un plazo de tiempo determinado. Durante ese plazo, ambos responderán al pago de los intereses recíprocos correspondientes a cada principal. En la fecha de vencimiento, los principales son nuevamente intercambiados al precio de contado del momento del acuerdo.

    Hablamos de una operación que incluye una compraventa de divisas a fecha de hoy y una operación de sentido contrario a fecha futura a un precio prefijado hoy. Por ejemplo, una compra de dólares contra euros hoy a un precio de 1.40 y venta de euros contra dólares dentro de un mes a un precio de 1.3970.

    Otros tipos de swap

    Existen otros tipos de swap como es el caso del total return swap, en el que se intercambia un tipo de interés flotante por todos los flujos de un activo financiero por variados y complejos que sean. En el equity swap, por su parte, una de las patas está referenciada a tipo de interés y la otra referenciada a renta variable.

    Quizás también te pueda interesar:

    También te gustará

    Windows 10 May 2019 Update mejorará el menú de inicio

    El lanzamiento de Windows 10 May 2019 Update está cada vez más cerca. Esta versión será …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    La mejor información sobre PYMES y autónomos en su correo electrónico cada semana. 

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.