lunes , 19 agosto 2019 Impresion Pyme
  • ¿Merece la pena confiar en Airbnb para los viajes de empresa?

    El pasado mes de julio os contamos que Airbnb quería conquistar el mercado de los viajes de empresa. Y que quería hacerlo, ofreciendo a las organizaciones las herramientas que necesitan para gestionar las reservas de sus empleados, unificar el pago de facturas, gestionar establecimientos «de confianza», etc. Con estas medidas, la popular plataforma de alquiler de apartamentos quiere avanzar en un terreno que hasta ahora ha estado «monopolizado» por los conocidos como hoteles de negocio. Ahora bien, al margen de esta gestión inteligente, ¿Pueden competir con los hoteles? ¿Qué pueden ofrecer al viajero de empresa?

    Uno de los argumentos en los que Airbnb y otras plataformas similares pueden esgrimir, es el precio. Dependiendo de nuestras necesidades, en ciudades como Madrid podemos encontrar habitaciones y pequeños apartamentos bien arreglados y con casi todas las comodidades de un hotel, a un precio medio de 50-60 euros la noche. En el otro lado de la balanza, una habitación de hotel en el centro de la capital con características similares, rara vez baja de los 100 euros. Por lo tanto si el ahorro de costes es uno de los factores que más peso va a tener para la compañía, la apuesta por Airbnb parece justificada.

    Ahora bien, a la hora de realizar un viaje de empresa, el precio no es el único factor que ha de tenerse en cuenta. Características que la mayoría de estos hoteles ofrecen «de serie» como conectividad Wi-Fi, un servicio de habitaciones que permita picar algo mientras se trabaja o la tranquilidad de encontrar siempre la habitación limpia y ordenada, son factores que rara vez vamos a encontrar en un apartamento alquilado. Pero profundizando más en las ventajas e inconvenientes que ofrecen estas plataformas a los viajeros de empresa, descubrimos que:

    Ventajas

    Precio

    No sólo como norma general, vamos a descubrir que el precio por noche es inferior. También que este tipo de apartamentos no suelen acusar tanto la «inflación» de precios al reservar en fechas señaladas. En el caso de los «hoteles de empresa» es habitual descubrir cómo suben sus tarifas coincidiendo con la celebración de eventos de envergadura, como puede ser el Mobile World Congress en Barcelona. Si además son varias las personas que viajan y no tiene inconvenientes en compartir un apartamento, el ahorro es mucho más sustancial.

    Privacidad

    La flexibilidad y privacidad que ofrece un apartamento no la vamos a encontrar en una habitación de hotel. Si necesitamos disponer de un espacio que podamos controlar por completo, estableciendo nuestros propios horarios, etc. el apartamento es una opción imbatible, por mucha privacidad que nos prometan determinados hoteles.

    Creatividad

    Finalmente, por mucho que lo intenten, casi todos los hoteles se parecen. Especialmente en las cadenas más conocidas, casi todos los establecimientos parecen diseñados por el mismo arquitecto.

    Por contra, en plataformas como Airnbn podemos encontrar de todo y en determinadas ocasiones, apostar por un apartamento «diferente» puede considerarse no sólo un viaje de empresa, sino un incentivo para estimular la creatividad, el desarrollo de actividades de team building e incluso, ofrecer este tipo de apartamentos como base para unas pequeñas «vacaciones» para nuestros empleados.

    Inconvenientes

    No es un servicio profesional

    Si para la empresa es importante tener un servicio «llave en mano», que asegure conectividad Wi-Fi, salas para reuniones, posibilidad de imprimir documentos y personal que pueda atender en todo momento a nuestras necesidades, la opción que propone Airnbn se queda corta. Incluso tareas tan rutinarias como el check-in suponen una llamada de más, el tener que concertar una cita con el propietario del apartamento, etc.

    No es tan cómodo como un hotel

    Aunque en algunas ocasiones podremos pagar por determinados servicios como un «extra», como norma general si vamos a quedarnos en el apartamento más de un día, no vamos a tener personal que limpie la habitación, haga la cama, ponga a punto el baño o nos prepare el desayuno. Casi cualquier inconveniente que podamos experimentar durante nuestro viaje, vamos a tener que resolverlo personalmente.

    Fidelización del cliente

    Si somos viajeros habituales y sobre todo, visitamos las mismas ciudades, es habitual que contemos con todas las ventajas asociadas al tener una tarjeta de fidelización de alguna de las principales cadenas hoteleras. La mayoría permiten acumular puntos para ganar noches extra y ofrecen todo tipo de descuentos en la ciudad que estamos visitando. Finalmente pese a que Airbnb ha puesto, como hemos comentado antes, herramientas informáticas a disposición de las empresas, no está del todo claro cómo se integran en los departamentos IT de las empresas, lo cual puede suponer una dificultad añadida a la hora de por ejemplo, justificar gastos.

    ¿Es por lo tanto Airbnb una opción interesante para los viajeros de empresa? En este momento de su desarrollo, tiene desde luego todo el potencial para serlo. Pero de momento y desde nuestro punto de vista, la palabra clave es precisamente esa: potencial. A día de hoy, para la mayoría de los casos, el hotel sigue siendo la opción más segura.

    También te gustará

    Tres razones por las que deberías instalar un SSD en tu PC profesional

    ¿Notas que tu equipo va cada vez más lento? ¿Las aplicaciones tardan en cargar, los …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    La mejor información sobre PYMES y autónomos en su correo electrónico cada semana. 

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.