Connect with us

Hola, ¿qué estás buscando?

Miercoles, 25 Mayo 2022

Recursos

Día Mundial del Diseño Gráfico: «Cómo conseguir diseñar el mensaje de tus clientes»

diseño gráfico

Si te preguntasen cuál crees que es el recurso más codiciado y valioso de nuestros días, ¿qué responderías? ¿fuentes de energía? ¿dinero? ¿tiempo? Podría ser, pero…

En los tiempos que vivimos, el recurso más valioso es nuestra atención.

Las empresas y las marcas lo saben. Y las que no lo saben, están condenadas a saberlo si quieren sobrevivir.

Whatsapps, emails, redes sociales, anuncios… Miles y miles de impactos diarios que luchan entre sí tratando de robar nuestra cada vez más reducida capacidad de atención. En un entorno en el que la inmersión digital no sólo está a la orden del día, sino que amenaza con ir mucho más lejos (futuro Metaverso), no es de extrañar que las empresas inviertan cada vez más grandes cantidades de dinero, tiempo y talento en estrategias que les permitan ser “el que más y mejor pesca” en esta pecera en la que abunda la dispersión mental.

Advertencia, desplázate para continuar leyendo

Es bien sabido que para captar la atención de una persona hacen falta varios ingredientes. Entre ellos están la curiosidad, la relevancia, la persuasión, las emociones o la confianza, pero hoy nos vamos a centrar en un ingrediente mucho más visual y tangible. El diseño gráfico.

Cuando hablamos de diseño gráfico solemos pensar en logos, colores, tipos de letra, estilos visuales… Pero, ¿y si te dijera que el diseño gráfico es en realidad el Arma de Persuasión Definitiva? Pero antes de ‘meternos en harina’, debemos entender qué es realmente el diseño gráfico.

El diseño gráfico fue ideado para solucionar problemas de comunicación. Para hacer a la gente entender y sentir cosas sin tener que escribirlas o mencionarlas siquiera. Esto hace que, a diferencia de otros tipos de comunicación, el diseño gráfico tenga una efectividad brutal en décimas de segundo. Y esto ocurre simplemente porque somos seres principalmente visuales.

Según distintos estudios, el 90% de la información que recogemos en nuestro cerebro es visual. Somos capaces de procesar las imágenes hasta 60.000 veces más rápido que los textos. Por ello, es normal que esa información también la retengamos mejor. Podemos recordar hasta el 80% de todo aquello que vemos. Un porcentaje que literalmente barre a otros formatos de comunicación, teniendo en cuenta que sólo recordamos un 10% de lo que escuchamos, o un 20% de lo que leemos. La diferencia es abismal.

¿Cómo logra el diseño gráfico captar nuestra atención?

Lo primero y más importante es entender que no basta con diseñar algo vistoso o visualmente atractivo y ya. Eso no funciona así. Cuando el diseño se basa únicamente en la estética y carece de funcionalidad, se convierte en simple decoración. Y la decoración puede hacer más atractiva una estancia, pero no ayuda a cumplir objetivos ni mete dinero en la caja.

El diseño debe tener un propósito. Una función. Y esa función surge de un plan, de una estrategia.

Si retomamos la idea de que el diseño gráfico es una herramienta pensada para solucionar problemas de comunicación, lo primero sería entender qué es lo más importante que queremos comunicar para obtener el resultado que necesitamos. Una vez lo sabemos, lo siguiente sería pensar de qué manera deberíamos comunicar eso para que sea atractivo, relevante y llamativo para nuestra audiencia.

¿Con un tono serio y profesional pero empático? ¿Con una forma cercana, sencilla y fresca?…

Variables para estos rasgos comunicativos hay tantas como personas en el mundo, y la elección de unas u otras dependerá sobre todo de lo que buscamos hacer sentir, pero también de la personalidad de nuestra marca por un lado, y la de las personas a las que queremos atraer por otro, ya que ambas personalidades deberían estar alineadas para “hablar en un mismo idioma”.

Por último, ahora que ya sabemos lo que queremos transmitir y cómo queremos que se perciba, es el momento de utilizar nuestra Arma de Persuasión Final, alias Diseño Gráfico, para crear esa percepción deseada a través de estímulos y técnicas que activarán funciones cognitivas específicas en el cerebro de las personas.

¿Cómo? Por ejemplo, podemos utilizar tipografías con acabados redondos para transmitir cercanía y simpatía, colores de forma estratégica para que, con el contraste entre ellos, guiemos la vista del observador hacia donde queremos que vaya. También podemos resaltar con formas o colores una parte de algo que nos convenga para que sea eso lo que salte a la vista del observador de forma deliberada, hacer uso incluso de las figuras retóricas a través de imágenes y símbolos…

En definitiva, podemos usar el poder del diseño para crear entornos que además de transmitir el mensaje que queremos, lo hagan estéticamente atractivo para llevarnos a un estado de “aprobación”. A una sensación de agrado que nos induce a prestar nuestra atención. Y todo esto sin hacer uso de patrones oscuros (técnicas moralmente cuestionables que rozan la manipulación aprovechando los “fallos” de nuestro cerebro que también darían para otro artículo).

Fer Espejo Como ves, el diseño gráfico, cuando se aplica con una buena estrategia detrás, tiene un poder increíble en un mundo cada vez más visual. Pero ya conoces el dicho… Un gran poder conlleva una gran responsabilidad. Por eso, en tiempos en los que escasea nuestro recurso más preciado, hay que abogar por no pasarse al lado oscuro y hacer del diseño gráfico una herramienta de valor social, que no sólo facilite la vida de las personas, sino que ayude a construir cambios significativos en todo el mundo.

Fernando Espejo, consultor estratégico de marca.

Advertencia
Advertencia

Te recomendamos

Protagonistas

Talentia Software tiene nueva Inbound Marketing Manager para Europa. El editor de soluciones para la gestión del talento y el rendimiento financiero ha nombrado...

Noticias

TikTok apuesta por una publicidad creativa por lo que cada vez más usuarios interactúan de una manera diferente. En TikTok, las marcas son una...

Recursos

El comercio electrónico cada vez está más presente en las estrategias de las pymes. Las ventas del ecommerce en España siguen creciendo y en...

Recursos

Las camisetas corporativas son una inversión para construir la identidad de la empresa, transmitiendo profesionalidad e implicación, no solo por parte del equipo directivo,...

Copyright © Total Publishing Network S.A. 2022 | Todos los derechos reservados