lunes , 16 septiembre 2019 Impresion Pyme
  • Cómo funciona la empleabilidad entre empresa y universidad en España. La importancia de la Universidad de Navarra

    Es algo que siempre nos planteamos cuando accedemos a la universidad o cuando vamos a elegir en que centro de estudios superiores queremos estudiar. La empleabilidad que tiene la universidad en cuestión.

    Vamos a analizar a lo largo del presente artículo cómo funciona la empleabilidad entre empresa y universidad en España.

    Ranking de universidades con mayor empleabilidad

    Para analizar con exactitud cómo funciona la empleabilidad vamos a remitirnos al estudio más reciente sobre las universidades de nuestro país. Y para ello analizamos los datos del ‘Graduate Employability Ranking 2019’ una lista de las universidades de todo el mundo ordenadas de acuerdo con el éxito que sus alumnos tienen en el mercado laboral, que recoge Bankinter.

    El ranking se elabora con los siguientes parámetros:

    • El prestigio que tienen la universidad y sus alumnos ante las empresas.
    • El grado de éxito que tienen los graduados a la hora de encontrar trabajo.
    • Si la universidad tiene acuerdos con empresas que facilitan la incorporación a ellas de los alumnos.
    • Las relaciones empresas-estudiantes.
    • El desarrollo de la carrera profesional de los graduados y los puestos que logran alcanzar.

    Pese a que el ranking lo lideran las clásicas universidades estadounidenses (MIT, Stanford, UNCLA, Harvard…) hay que bajar hasta el puesto 61 para encontrar el primer centro de nuestro país: la Universidad de Navarra.

    La siguiente es la clasificación de las mejores universidades españolas en cuestión de empleabilidad:

    1. Universidad de Navarra (61 del mundo).
    2. Universitat de Barcelona (82 del mundo).
    3. Universidad Politécnica de Madrid (92 del mundo).
    4. Universidad Complutense de Madrid (101-110 del mundo).
    5. Universitat Politècnica de Catalunya (101-110 del mundo).
    6. Universitat Autònoma de Barcelona (131-140 del mundo).
    7. Universidad Autónoma de Madrid (151 – 160 del mundo).
    8. Universidad Carlos III de Madrid (161 – 170 del mundo).
    9. Universidad de Alcalá (201 – 250 del mundo).
    10. Universitat Politècnica de València (201 – 250 del mundo).
    11. Universidad Rey Juan Carlos (251 – 300 del mundo).
    12. Universitat Ramon Llull (251 – 300 del mundo).
    13. Universitat de València (351 – 500 del mundo).
    14. Universitat Pompeu Fabra (351 – 500 del mundo).

    La importancia de la Universidad de Navarra

    La Universidad de Navarra se destaca sobre las demás porque los empleadores tienen muy buena opinión de sus graduados y las conexiones de la universidad con el mundo de la empresa, que se refleja en las visitas que las empresas hacen a la Universidad y en el número de prácticas y trabajos que ofrecen, es óptima.

    Una cuestión muy importante es la red de relaciones que la universidad construye en torno a sí misma y el prestigio especial de algunas de sus instituciones y centros. Aunque no es única que dispone de esa red, la de la Universidad de Navarra es un buen ejemplo de elementos que concurren cuando una universidad tiene un prestigio que impregna a sus alumnos.

    Así destaca que ofrece más de 50 títulos de pregrado y más de 50 de posgrado, que tiene un gran número de campus (en Pamplona, ​​San Sebastián, Madrid, Barcelona, ​​Nueva York, Múnich y Sao Paulo) y que cuenta con algunos centros de excelencia en su materia (Clínica Universidad de Navarra, Instituto de Cultura y Sociedad, Centro de Tecnología…).

    El tener acuerdos con universidades de todo el mundo y un plan de estudios internacional es esencial porque permite a los alumnos una trayectoria formativa de primer orden y una capacitación para trabajar en diversos países.

    En definitiva, antes de iniciar una carrera hay que examinar el conjunto de ventajas que ofrece cada Universidad, compararlas y, finalmente, elegir la que más convenga que, según lo que se pretenda, puede ser una u otra.

    Aspectos a mejorar en empleabilidad

    Pero pese al éxito de la Universidad de Navarra y de algunos centros en Madrid y Barcelona, lo cierto es que necesitamos mejorar a nivel general. En España tener formación universitaria ya no garantiza un empleo. Y eso que la tasa de paro entre los universitarios españoles es la más baja de toda la población trabajadora por nivel de estudios. Según la Encuesta de Población Activa (EPA), el 9,49% de los titulados superiores no tiene empleo frente al 28,75% de las personas con estudios primarios y el 16,30% con nivel de Secundaria. Es decir, a mayor formación mayor posibilidad de encontrar trabajo.

    Sin embargo, la empleabilidad no es precisamente una de las fortalezas de nuestra universidad. El informe «Education and Trining Monitor 2017» (una publicación anual de la Comisión Europea) destaca que el 68% de las personas entre 20 y 34 años que terminaron los estudios superiores entre uno y tres años antes de 2017 consiguieron un puesto de trabajo, un porcentaje por debajo de la media europea que alcanza el 78,2%, según recoge ABC.

    Que la universidad española tiene que mejorar su capacidad de empleabilidad es una advertencia que ya nos hizo Bruselas. «La empleabilidad de los titulados universitarios sigue siendo comparativamente baja», reza en una recomendación del Consejo de la Unión Europea del 11 de julio de 2017. Además, no queda más remedio, ya que es un objetivo fundamental para las universidades en el marco del Espacio Europeo de Educación Superior (EEES).

    «La baja empleabilidad, es decir el acceso al empleo y la estabilidad en los puestos de trabajo, no se explica en nuestro país por debilidades en la formación universitaria, sino por ineficiencias del mercado de trabajo, debilidades de la estructura productiva y un marco institucional y normativo ineficaz. Hay que contar, además, con políticas de empleo más ambiciosas y adecuadas«, juzgan Jorge M. Martínez, director técnico de la Cátedra Unesco de Gestión y Política Universitaria, y Martín Martín-González, investigador de la misma cátedra, ambos miembros de la dirección del Observatorio de Empleabilidad y Empleo de los Universitarios.

    Es necesario corregir muchas ineficiencias, como explican Martínez y Martín-González. «El problema —comentan— no es que España tenga un porcentaje muy alto de población con estudios superiores. Sino que tenemos un sistema de educación que favorece el paso del bachillerato a la universidad sin conseguir que otras alternativas, orientadas a la formación de profesionales superiores no universitarios, atraigan estudiantes, como ocurre en otros países de Europa«.

    También te gustará

    Los mejores contenidos de la semana en MuyPymes

    Terminamos el domingo con un nuevo vistazo a la mejor actualidad de la semana en …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    La mejor información sobre PYMES y autónomos en su correo electrónico cada semana. 

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.