viernes , 26 febrero 2021 Impresion Pyme
  • La fidelización entre las marcas y los consumidores cambia gracias (o, a pesar de) la tecnología

    La forma de entender la fidelización ha cambiado mucho durante los últimos años principalmente debido a una relación más directa de las marcas con los consumidores. Esta es una de las principales conclusiones del estudio “Usos, evolución y tendencias en estrategias de fidelización”, elaborado por Corporate Education de ESIC junto con Inloyalty, en colaboración con Kantar.

    El estudio fue presentado durante el webinar que celebró ESIC Business & Marketing School, junto con Inloyalty, compañía especialista en estrategias y soluciones de fidelización.

    Así, según este estudio que analiza la estrategia de fidelización dentro de las empresas, el 80% de los directivos expertos en fidelización considera que este concepto ha cambiado mucho o bastante en los últimos años y actualmente se basa en generar “lovers” de la marca.

    Esto se debe a un claro cambio de mirada propiciado por la relación directa con el consumidor facilitada por la tecnología, las apps y la consecuente diversificación de los canales de comunicación. En concreto, para el 89% de los responsables de estrategia de fidelización de las empresas consultadas, la relación directa con el consumidor mediante las redes sociales es el principal elemento de ayuda en la evolución de las estrategias de fidelización.

    Los expertos también coinciden en la importancia de la tecnología y del análisis de datos sobre los clientes. Para el 85%, las empresas que tengan mejores capacidades de análisis de datos serán capaces de fidelizar más a sus clientes.

    El Big Data y los instrumentos propios de la digitalización facilitan tener esta visión centrada en el cliente. Así, para el 81% el Big Data es fundamental porque permite segmentar, personalizar y adelantarse a las necesidades del cliente mientras que las tecnologías facilitadoras como la geolocalización, el pago móvil o los mensajes instantáneos permiten simplificar los procesos con las marcas.

    Para un 50% de los expertos, las acciones de marketing más utilizadas siguen siendo las más tradicionales encabezadas por promociones y descuentos, mientras que algunas más innovadoras como las acciones sociales o la creación de comunidades o plataformas con los consumidores todavía no tienen una implementación muy extendida con un 9% y 8% de uso, respectivamente.

    En cuanto a los facilitadores más utilizados, para el 47% de los expertos la capacidad de personalizar las acciones ocupa el primer lugar, seguido de predecir las necesidades del consumidor (42%) así como la rapidez y la facilidad en los mecanismos de compra con un 38%. Mientras otros como la omnicanalidad, la neurociencia, cuadros de mando o las segmentaciones más complejas se encuentran de momento al final de la lista.

    Las nuevas formas de relación con el cliente se centran mucho en la innovación frecuente en productos y servicios con ventajas exclusivas y tratamiento premium a clientes. En el otro extremo se mencionan el branded content, la respuesta en tiempo real o aprovechar ventajas de la multicanalidad.

    Factores más valorados por los consumidores

    Los factores esenciales del producto son los más valorados tanto en la primera compra (95%) como en la repetición de la misma (97%). Los consumidores destacan la importancia de la Atención al cliente en postventa y reclamaciones/devoluciones superando incluso al precio tanto en la primera compra (93,8% vs 90,6%) como en la repetición (92,9% vs 92,4%). Los consumidores valoran de igual manera la disponibilidad en tienda online que en tienda física.

    En cuanto a las preferencias en las acciones realizadas por las marcas, un 98% de los consumidores demandan de las marcas acciones basadas en incentivos monetarios, el 74% prefiere otros incentivos como acumulación de puntos o tarjetas regalo y a un 48% le gustaría otras acciones de marketing no basadas en incentivos.

    Aunque la forma de entender la fidelización ha cambiado y cada vez está más ligado a la relación con el consumidor, el éxito de la estrategia de fidelización se sigue midiendo por los beneficios y el aumento en ventas. Así, para el 31% de los expertos es lo más importante, seguido de la satisfacción del cliente para el 23% y el 21% que prioriza el porcentaje de clientes que mantienen, captan o pierden.

     

    También te gustará

    Windows 10 tarda mucho en arrancar: cómo solucionarlo

    Uno de los problemas más habituales, y más molestos, que acaban sufriendo muchos equipos basados …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    La mejor información sobre PYMES y autónomos en su correo electrónico cada semana. 

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.