Connect with us

Hola, ¿qué estás buscando?

Martes, 16 Abril 2024

Actualidad

Solo el 15% de las oficinas están equipadas con herramientas específicas para reuniones

Un informe reciente elaborado por Jabra y la London School of Economics, titulado ‘Hybrid Ways of Working 2023 Global Report’, revela que en torno al 60% de los trabajadores sigue dependiendo de las cámaras y micrófonos integrados en sus ordenadores portátiles para efectuar sus tareas cotidianas. La pandemia puso en valor la importancia de las herramientas tecnológicas más eficientes para alcanzar la máxima rentabilidad y productividad, pero también para poder llevar a cabo reuniones virtuales.

No obstante, el informe detalla que solo el 15% de las oficinas tienen sus salas de reuniones lo suficientemente preparadas y equipadas con tecnología específica. Y es que la tecnología tiene una repercusión biopsicológica muy importante, afectando en la colaboración y en las reuniones que se establecen entre los propios empleados.

La incorporación de equipos tecnológicos eficientes en las salas de reuniones mejora considerablemente la experiencia de los usuarios remotos. Cuando se emplea la tecnología profesional, los que se incorporar a la reunión a distancia sienten que la calidad de las intervenciones mejora en un 56%, sintiéndose más cercanos e integrados. Las pruebas se han realizado empleado la barra de video Jabra PanaCast 50 y la cámara profesional PanaCast 20.

A las herramientas tecnológicas convencionales para reuniones se le suman otras que incorporan la IA, como ChatGPT, que permite automatizar el trabajo. Gracias a la IA se podrá ahorrar tiempo, ganar precisión (eliminando los errores humanos) e incrementar el rendimiento tanto económico como productivo. Especialmente, los equipos de ventas y marketing las emplearán para funciones específicas, mientras que otros departamentos las usarán para realizar resúmenes u ofrecer propuestas en tiempo real.

El valor de la equidad tecnológica

Se calcula que unos 572 millones de personas trabajan con ordenadores desde una oficina o desde casa, dedicándose millones de horas a la semana a reuniones online. Precisamente, el informe recoge que no todas las empresas cuentan con los mismos equipos y la misma tecnología para efectuar sus operaciones. Así pues, solo el 19% de los trabajadores emplea una webcam personal y profesional.

Advertencia, desplázate para continuar leyendo

Cabe destacar que si todos los participantes de una reunión utilizan el mismo equipo profesional estándar, se mejoran notablemente la claridad (en un 27%), la confianza (en un 16%), la expresividad (en un 35%) y la calidad de las aportaciones (en un 47%). Una mejora significativa si se compara con los trabajadores que se sirven de los equipos de audio y video integrados en el portátil o de equipos de calidad inferior.

Los trabajadores remotos han experimentado cómo mejora la claridad general de las llamadas en un 18% al emplear auriculares y cámaras profesionales. Por su parte, la expresividad aumenta considerablemente en un 32% más. Y es que el nivel de participación percibida fue de casi el doble (84%) en el caso de los trabajadores que empleaban equipos profesionales en comparación con los que se servían de portátiles con hardware integrado.

Los niveles de confianza aumentan, hasta un 22%, si las dos partes de una reunión aprecian la presencia de tecnología profesional. De este modo, una mayor inversión empresarial en herramientas tecnológicas ayudará a contribuir a la implantación de las reuniones híbridas.

Una proyección de futuro

Es cierto que nada ni nadie puede llegar a reemplazar la eficiencia y lo gratificante que resulta, para la calidad del servicio y la experiencia personal, la interacción directa entre los usuarios. No obstante, las tecnologías pueden mejorar muy positivamente las reuniones híbridas.

La tecnología de alta calidad que equipa las salas de reuniones puede mejorar significativamente la experiencia de los participantes remotos, pese a encontrarse a una gran distancia. De este modo, se conseguirá configurar una colaboración equitativa.

Simon Noyce, Psicólogo Colegiado británico e Investigador principal de LSE, asegura que en el mundo actual, en el que imperan las reuniones híbridas, recortar la distancia entre la colaboración física y en remoto se convierte en una prioridad. Las empresas deben trabajar por aprovechar la tecnología para implantar interacciones significativas.

En otro orden, Holger Reisinger, Vicepresidente Senior de Soluciones para Grandes Empresas en Jabra, asegura que la tecnología de alta calidad posee un enorme impacto en la eficacia de la colaboración a distancia. De este modo, cuando las empresas invierten más en equipos profesionales se consiguen mejoras más notables, optimizando la experiencia de las reuniones y fomentando una colaboración híbrida satisfactoria y sin precedentes entre usuarios y empresas.

Advertencia
Advertencia

Te recomendamos

Recursos

En un mundo empresarial en constante evolución, donde la innovación tecnológica es un motor crucial para el crecimiento, la IA se ha convertido en...

Digitalización

La IA ha ido ganando terreno en todos los ámbitos, y también en la medicina. No obstante, aún queda un largo camino por recorrer...

Digitalización

Después de la celebración Zoomtopia 2021, Zoom ha implementado nuevas capacidades en toda la plataforma, entre las que destacan la personalización de chats y...

Noticias

Son muchos los hábitos que se han modificado a raíz de la crisis provocada por la COVID-19. Uno de los más importantes ha sido,...

Copyright © Total Publishing Network S.A. 2024 | Todos los derechos reservados