Sábado , 10 diciembre 2016 Impresion Pyme
  • Sage exhibe su “experiencia con el cliente”

    El último día de SIMO Network, la compañía ha celebrado una multitudinaria conferencia titulada “Experiencia con el Cliente”, protagonizada por el CEO de Sage, Álvaro Ramírez, y el cirujano y experto en comunicación Mario Alonso Puig.

    El objetivo era transmitir el mensaje de que una empresa, hoy en día, sólo tendrá éxito si crea valor a través de la experiencia, es decir, crear fidelidad estudiando el comportamiento del ser humano.  Para ello, los responsables de la empresa, exhibieron su campaña de atención al cliente “Sage Experience”

    El interés suscitado por estas conferencias estaba justificado: el máximo responsable de la compañía en España, Álvaro Ramírez, se disponía a explicar en qué consistía la denominada “Sage Experience” y cuál era la estrategia de la empresa para distinguirse de la competencia y llegar de una forma más “intensa” al consumidor.

    Todo ello precedido por una interesantísima exposición del cirujano Mario Alonso Puig, uno de los expertos más demandados por las empresas y administraciones públicas para impartir conferencias y seminarios sobre liderazgo, creatividad, innovación empresarial y gestión del cambio. El doctor explicó, desde una óptima médica y psicológica, la importancia de la experiencia en los seres humanos y por qué la gente se comporta de una u otra manera.

    Tendemos a pensar que el contenido es lo que vale de verdad. No le queremos quitar valor a esto, pero lo que va a tener cada vez más importancia va a ser la experiencia”. “Lo que el corazón quiere sentir, la mente se lo muestra. La mente puede justificar cualquier cosa“, afirmó el doctor.

    En esta línea, Ramírez afirmó que “la satisfacción no es suficiente para fidelizar al cliente. De hecho, el 65% de los cientes satisfechos no siguen con el mismo proveeedor. Hay que aportarles una experiencia única, que tiene que ver con el comportamiento humano“.

    Según el CEO de Sage, existen dos tipos de empresas:

    – Producto-céntricas: cuya fijación es el producto, como Microsoft.

    – Clientes-céntricas: cuya fijación es el cliente, com IBM.

    Ambos son necesarios. Sage nació como el primer tipo, y ahora estamos evolucionando al segundo. Así es como suelen nacer todas las empresas, cuando su producto deja de diferenciarse, evolucionan hacia el cliente, si no, se convierten en comodity y sólo te diferencias de la competencia por el precio“, afirmó Ramírez.

    De esta manera, destacó que, en un mercado maduro como es el de las tecnología y en los tiempos que corren, cada vez hay menos clientes nuevos y la competencia es más feroz. Por lo que hay que apostar por tener una marca que diferencie del resto y, sobre todo, por los bienes intangibles, como son las percepciones, sensaciones y diversificación que es capaz de captar el ser humano.

    También te gustará

    centros-formativos

    Un bloqueo de ayudas que paraliza a los centros formativos

    45 millones de euros ‘debe’ el Servicio Estatal de Empleo (SEPE) a patronales, sindicatos y …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Cada mañana te llegará un mensaje con un resumen con los nuevos artículos publicados. Sin publicidad.

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.