lunes , 17 junio 2019 Impresion Pyme
  • Slack levanta otros 200 millones y lleva su valoración hasta los 3.800 millones

    Slack se ha convertido en el gran unicornio de la productividad.  La compañía, especializada en la comunicación y colaboración empresarial acaba de anunciar una nueva ronda de financiación de nada menos que 200 millones de dólares, lo que eleva su valoración total hasta los 3.800 millones. Desde su lanzamiento, en enero de 2013, ha sido capaz de atraer nada menos que 539 millones de dólares de capital privado.

    El pasado mes de diciembre os anunciábamos que la empresa dirigida por Stewart Butterfield, había levantado 80 millones lo que habla de la velocidad a la que algunas de las startups punteras de Silicon Valley consiguen atraer y gastar capital privado.

    En la nueva ronda de financiación de Slack han participado algunos pesos pesados, como Index Ventures, Andreessen Horowitz o Accel Partners, además de muchos de los fondos de inversión que han ido acompañando a la startup desde sus primeras etapas.

    A diferencia de otras startups, Slack está convenciendo a un buen número de clientes de que merece la pena pagar por su producto. La empresa cerró el pasado ejercicio con unos ingresos de nada menos que 64 millones de dólares, todo un hito si consideramos que es una compañía que tiene poco más de tres años de antigüedad.

    En este mismo tiempo ha conseguido 2 millones de cuentas activas de las cuales 800.000 son de pago, por lo que hablaríamos de uno de los modelos freemium que mejor funcionan, con una tasa de conversión ligeramente inferior al 50%. Un gran dato si tenemos en cuenta que para muchos modelos freemium, una tasa de conversión del 10% ya se considera todo un éxito.

    La fortuna de Slack está encontrando además reflejo en otras aplicaciones de productividad. Sin ir más lejos, Asana, otra de esas apps que luchan por reinventar el correo electrónico acaba de levantar 50 millones de dólares.

    Con Microsoft apostando fuerte por Yammer y Facebook esperando dar el golpe definitivo con su Facebook at Work, muchos especulan con que aplicaciones como Slack o Asana pronto acaben en las redes de una grande como Google y que buena parte de estas inversiones tienen como objetivo elevar de forma un tanto artificial la valoración de la compañía para incrementar así el precio de una futura compra.  En cualquier caso y al menos de momento, parece que Slack está aprendiendo a «volar sola».

    También te gustará

    qonto

    Qonto aterriza en España para facilitarles a las pymes su gestión financiera

    Nuevo jugador en el mercado fintech español: Qonto, de origen francés, apuesta por nuestro país …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    La mejor información sobre PYMES y autónomos en su correo electrónico cada semana. 

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.