Sábado , 10 diciembre 2016 Impresion Pyme
  • 10 habilidades para triunfar como freelance

    Tanto si queremos dar el salto al mundo del freelancing como si nos estamos planteando seriamente montar una pequeña start-up, necesitamos dominar una serie de habilidades básicas que no suelen aprenderse en los libros de texto.

    Sólo la experiencia nos hará darnos cuenta que además de ser realmente buenos en nuestra área de especialización, deberemos ser buenos contables, saber gestionar y dirigir un proyecto e incluso, aprender a lidiar con impagos y morosos. Te mostramos algunas características que debes potenciar.

    Serás el dueño de tu propia empresa

    Lo primero que tienes que tener en cuenta es que dar el salto al mundo del freelancing supone en la práctica, convertirte en el dueño de tu propia empresa, con todo lo que ello implica.

    A partir de ahora toda la responsabilidad caerá encima de tus hombros lo cual quiere decir que serás el responsable directo de tus triunfos y de tus fracasos. Por un lado tendrás la oportunidad de crecer y gestionar tu negocio tal y como siempre has deseado, pero por el otro tendrás que enfrentarte a nuevas responsabilidades para las que quizás no estés preparado. 

    Recuerda que como freelance desaparece la barrera entre jefe y empleado. Tú eres tu jefe pero también eres tu propio empleado. Una vez que asumes que esto va a ser así, estás casi preparado para dar el salto.

    Contabilidad

    Como ya hemos indicado en otros artículos de esta serie, una de las tareas menos agradecidas a las que se tiene que enfrentar todo freelance es la contabilidad y gestión financiera de su nuevo negocio. 

    Aunque buena parte de este “trabajo sucio” puedes ponerlo en manos de una gestoría, no te librarás de tener que registrar cada gastos que hagas, ordenar y clasificar tus facturas, aprender dónde y cómo puedes desgravar, guardar todos los tickets de compra, etc. Es aburrido y en ocasiones desesperante pero es una tarea de la que depende la viabilidad de tu nuevo negocio.

    Reclamación de impagados

    Como ya hemos indicado en muchos artículos y noticias, uno de los principales problemas a los que se enfrentan las pymes y los autónomos españoles es la alta morosidad de empresas y administraciones públicas.

    Tarde o temprano te vas a dar cuenta de que algunos clientes se demoran más de lo esperado en el pago, y poco a poco te vas a convertir en esa persona obligada a llamar todas las semanas reclamando facturas por pagar o que envía e-mails “intimidatorios”.

    Como en el caso anterior, si las cosas te empiezan a ir muy bien siempre puedes contar con los servicios de un profesional que lo haga por tí pero… esa tarea ingrata siempre estará ahí.

    Dirección de Recursos Humanos

    Un negocio o empresa de éxito se caracteriza, entre muchas otras cosas, en que se preocupa por el bienestar de sus empleados. Facilitan la conciliación de su vida personal y profesional, les ofrecen beneficios sociales, jornadas más flexibles, etc.

    En este caso tienes que tener en cuenta que tú eres el único recurso humano de tu empresa, y que esta no es razón para renunciar a lo que indicamos en el párrafo anterior. En primer lugar, tienes que saber encontrar un equilibrio entre tu tiempo personal y tu tiempo de trabajo, dejando muy claro desde el principio donde se encuentran los límites.

    Entre otras muchas cosas debes de preocuparte además por mantener un espacio de trabajo productivo, controlar tu salud con chequeos anuales, hacer vida social con otros freelancers y clientes, etc.

    Director de proyectos

    Independientemente de cuál sean tus principales habilidades, resulta crítico que seas capaz de gestionar y dirigir un proyecto de forma adecuada. Deberás aprender a planificar, a establecer un timing y fechas de entrega realistas, a controlar y balancear la carga de trabajo, etc.

    Afortunadamente hoy en día los autónomos y freelancers cuentan con un gran número de herramientas que puede ayudarle para tal fin. Gestores de tareas, agendas, calendarios, métodos de GTD, etc. cualquier programa de estas características puede ayudarnos a poner orden en nuestros proyectos.

     


    Servicio de atención al cliente

    Aprender a dar un buen servicio de atención al cliente es probablemente una de las habilidades más importantes que debe desarrollar cualquier freelance que aspire a triunfar en su profesión.

    Entender qué es lo que necesita nuestro cliente y saber comunicárselo de forma eficaz no es ya solamente una habilidad crítica, sino que es vital. Debemos aprender a gestionar sus quejar y reclamaciones, atendiendo a las que sean razonables sí, pero también saber decir NO cuando sea necesario.

    Como en el caso de las empresa, un cliente contento es un cliente que repite y lo más importante aún: es un cliente que nos recomienda.

    Comercial

    Otra de las habilidades que pocos freelancers admiran, pero que son vitales para la viabilidad de todo negocio. Si no somos capaces de vender nuestras ideas, nuestras habilidades y en definitiva, nuestra persona, no tendremos ningún negocio al que aspirar.

    Los mejores freelancers son aquellos que saben atraer y rodearse de clientes potenciales, dominando el arte de “engancharlos” para colaborar en proyectos, trabajar juntos y convertirlos más tardes en nuevos y fieles clientes.

    Experto en Social Media

    Parecido a Comercial pero poniendo el foco en Internet y las redes sociales. Cada vez son más los autónomos y profesionales que hacen negocios en la Red. Tenemos que tener en cuenta que nosotros somos nuestra propia marca, por lo que debemos diseñarla y exponerla en Internet y las redes sociales si queremos llegar a un mayor número de potenciales clientes.

    Facebook, Twitter, LinkedIn, etc. son sólo algunos de los canales en los que debemos estar, aunque no nos guste. Debemos tomarnos este aspecto como parte inherente de nuestra profesión y dedicar un tiempo cada día o cada semana para promocionarnos en estos nuevos canales.

    Blogger

    La mayoría de los freelancers creativos que acaban  por triunfar en su campo, cuentan con su propio blog personal. El blog es una herramienta estupenda para promocionar nuestro trabajo, para demostrar de qué somos capaces y cómo merece la pena invertir en nosotros.

    Lo normal es que no obtengamos beneficios directos a través de nuestro blog, pero representa un valor intangible que no tiene precio, por su enorme capacidad para despertar la curiosidad y atraer a nuevos clientes y proyectos.

    Técnico de mantenimiento

    No sólo deberemos de preocuparnos por mantener nuestro espacio de trabajo limpio y ordenado, sino que además deberemos de preocuparnos de gestionar el mantenimiento de toda nuestra empresa.

    Deberemos preocuparnos por aspectos como mantener al día nuestro ordenador, disponer de un buen sistema para gestionar nuestras copias de seguridad, asegurarnos que siempre disponemos de conexión a Internet, comparar cuales son las mejores tarifas de datos, etc.

     

     

    También te gustará

    clientes-insatisfechos

    ¿Qué lleva a tus clientes a serte ‘infiel’?

    Más complicado que atraer nuevos usuarios es conseguir fidelidad a aquellos que ya han confiado …

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Suscríbete gratis a MuyPymes

    Cada mañana te llegará un mensaje con un resumen con los nuevos artículos publicados. Sin publicidad.

    Gracias por suscribirte a MuyPymes.